Publicado 23/09/2021 14:42CET

El PP alerta de que la residencia La Milagrosa de Marchena carece de director y sube su coste y culpa a Villalobos

Maria Eugenia Moreno y Helena Romero en rueda de prensa
Maria Eugenia Moreno y Helena Romero en rueda de prensa - PP

SEVILLA, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Popular de la Diputación de Sevilla ha acusado este jueves al presidente de la institución, el socialista Fernando Rodríguez Villalobos, de "dejar morir" el centro de personas mayores La Milagrosa de Marchena, de titularidad provincial, señalando un alza en los costes por usuario y una reducción en el número de los mismos, así como la falta de director desde el pasado 1 de abril y las quejas sindicales, entre otros aspectos.

La portavoz del PP en la Diputación de Sevilla, María Eugenia Moreno, y la diputada provincial María Helena Romero han explicado en rueda de prensa que "la última auditoria disponible, fechada en 2017, apuntaba que el coste por usuario en esta residencia fue de 150.292,25 euros" ese año, contando entonces el recinto con 26 usuarios del total de 37 plazas disponibles, es decir que no estaban ocupadas todas ellas.

Partiendo de dicha cifra, han alertado de que las cuentas provinciales de 2020 consultadas por el PP reflejan que "el coste ha aumentado pese a haber descendido el número de residentes", en concreto a 179.394,81 euros por persona con un total de 20 según la documentación más reciente, del año pasado.

A tal efecto, han expuesto que un informe del interventor de la propia Diputación avisa respecto a esta residencia de la "importante desproporción" entre el "rendimiento obtenido por la prestación y el coste de los servicios públicos", algo que según aseguran ha despertado la "preocupación" del propio presidente de la entidad provincial.

Para el PP, habría que "optimizar las ratio de eficiencia con una adecuada planificación y gestión manteniendo la calidad de los servicios que se prestan", señalando la idea de encargar una nueva auditoría que según indican tendría en ciernes el Gobierno provincial socialista, lo que les ha llevado a solicitar la documentación disponible.

Las dirigentes populares han recordado además que los sindicatos han "alertado de la parsimonia en los ingresos de los usuarios, denunciando la falta de voluntad política y de convencimiento en el futuro de la residencia", así como de "la falta de dirección de la residencia".

Es más, han indicado que en una visita al centro el pasado mes de julio, el PP ha podido comprobar esa "falta de dirección" en la residencia. "El centro está desde el 1 de abril sin director", han aseverado, opinando que "Villalobos está dejando morir la residencia de Marchena y el resto de los servicios asistenciales".