Actualizado 26/08/2016 17:56 CET

ONCE destaca sus proyectos sobre experiencias turísticas accesibles

Sonia García-Fraile, de Fundación ONCE
EUROPA PRESS/UNIA

BAEZA (JAÉN), 26 Ago. (EUROPA PRESS) -

La técnico en ocio y cultura de Fundación ONCE, Sonia García-Fraile, ha destacado los proyectos de turismo accesible que tiene el organismo que representa que no tiene proyectos propios exclusivos, sino que participa activamente en varias iniciativas internacionales de las que "hay dos muy significativas" y que son la Liga de las ciudades históricas accesibles y el programa 'String'.

En declaraciones a los periodistas tras su intervención en el curso de verano 'Cambio generacional del sector turístico: accesibilidad como apuesta empresarial', que la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) ha desarrollado esta semana en Baeza (Jaén).

García-Fraile ha señalado en cuanto a la primera de las iniciativas que consiste en "aunar turismo sostenible con turismo para todas las personas y patrimonio cultural", diseñando una ruta de un kilómetro en varias ciudades europeas como son Ávila (España), Lucca (Italia), Mulhouse (Francia), Sozopol (Bulgaria), Turin (Italia), y Viborg (Dinamarca).

Con esta ruta, según ha afirmado, "no sólo se pretende hacer accesibles tramos de ciudades europeas con patrimonio cultural sino que todas las personas con necesidades especiales de accesibilidad puedan disfrutar de esos lugares y potenciar que viajen por el territorio europeo", lo que supondrá a largo plazo un "desarrollo del beneficio social, económico y cultural".

Con respecto al proyecto 'String', la postgraduada en Accesibilidad Universal por el Centro Univesitario La Salle ha explicado que se trata de una iniciativa que acaba de finalizar y en la que han participado tres ciudades miembros de la mencionada Liga (Ávila, Sozopol y Turin), donde se pretende difundir y dar mayor visibilidad a lo que se hizo en el proyecto de la Liga mediante un "proyecto de marketing basados en 'wonderbox' (cofres regalo) que ofrecen experiencias accesibles para todas las personas".

Esos paquetes de experiencias ofrecen itinerarios culturales, itinerarios gastronómicos y actividades al aire libre, donde cada uno de esos itinerarios hay tres actividades, de esta manera "la persona que contrata ese paquete decide qué hacer, y constata que las actividades son accesibles y que va a estar atendido por personas cualificadas en encargarse de sus necesidades especiales".

Más allá de estos dos proyectos, García-Fraile ha querido resaltar otras iniciativas donde la Fundación ONCE colabora, como puede ser un congreso de turismo que se realiza cada dos años y que la próxima edición será en septiembre de 2017 o acciones conjuntas con la Red Europea de Turismo Accesible (ENAT) para difundir las buenas prácticas en turismo.

Por último, García-Fraile ha querido destacar la colaboración con la Organización Mundial del Turismo (OMT) con quien tienen un convenio y además de aunar fuerzas en los congresos de turismo, cooperan en otros proyectos como el desarrollo hasta el año pasado de cinco manuales de turismo sobre accesibilidad, disponibles tanto en la web de la OMT como de la Fundación ONCE, que están en PDF accesible y que hablan de la accesibilidad en todos los aspectos. Esta iniciativa ha despertado mucho interés como para que "la OMT esté buscando financiación para traducirlos al ingles y que lleguen más allá del mundo hispanohablante", ha detallado.