Publicado 12/08/2015 13:26CET

Podemos reclama reducir el horario de Religión en Primaria en Aragón

Los diputados de Podemos en las Cortes de Aragón, Carlos Gamarra y Erika Sanz
EUROPA PRESS

   ZARAGOZA, 12 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El grupo de Podemos en las Cortes de Aragón ha reclamado la reducción del horario de la asignatura de Religión en educación Primaria de una hora y media semanal a 45 minutos porque de lo contrario de está "incumpliendo" el decálogo suscrito entre esta formación y el PSOE para apoyar la investidura como presidente de la Comunidad del socialista Javier Lambán.

   La diputada portavoz de este grupo en la Comisión de Educación, Cultura y Deporte en el Parlamento aragonés, Erika Sanz, ha indicado en rueda de prensa que en el decálogo pactaron la reducción del horario de Religión "al mínimo posible".

   Ha añadido que la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), que ya se aplica en Primaria, precisa que en Primaria el horario mínimo es de 45 minutos, si bien permite a las Comunidades ampliarlo hasta una hora y media, como decidió el anterior Ejecutivo autonómico del PP.

   Sin embargo, ahora que gobierna el PSOE "no entendemos por qué no ha tenido esa voluntad política" de reducir el horario, cuando, además, en Secundaria sí se ha acogido a la posibilidad que le otorgan sus competencias y ha aminorado de dos a una las horas en primero de Secundaria, asignado una más a Inglés.

   En el resto de Secundaria y Bachillerato, hay una hora semanal. Al respecto, el diputado de Podemos, Carlos Gamarra, ha comentado que "no entendemos por qué el PSOE no quiere acceder a esta petición, no sabemos si es por presiones de la jerarquía eclesiástica" o por alguna otra cuestión.

   Sanz ha apostillado que "estamos aquí para que cumpla con lo establecido" y ha advertido de que Religión es una asignatura que se cursa con carácter optativo en Primaria, pero, sin embargo, "tiene más carga lectiva que otras como Música y Plástica, que son obligatorias".

CONCORDATO

   La diputada de Podemos ha expuesto que la impartición de Religión en la enseñanza pública se basa en un "tratamiento privilegiado" que se recoge en el Concordato suscrito 1979 entre el Estado español y la Santa Sede.

   A su entender, éste se firmó "en un contexto histórico y social que nada tiene que ver con el actual" puesto que "hoy vivimos en una sociedad mucho más libre, heterogénea y plural, que apuesta cada vez más por un sistema educativo con un currículum cuyo contenido sea más moderno, de base científica, adecuado a las exigencia y retos actuales".

   Por eso, ha sostenido, "solo podemos entender que estos acuerdos firmados hace 36 años están vigentes porque el bipartidismo se ha preocupado de reforzarlo y ampliarlo a lo largo del tiempo y claramente estamos viendo como el PSOE tiene el mismo interés en segur manteniendo esta inercia".

   Sanz ha remarcado que la Constitución española afirma que "vivimos en un Estado aconfesional y la educación debería ser laica", para apostar por "una escuela moderna, plural, inclusiva, basada en principios democráticos, sin discriminación por género, cultura, identidad sexual y religión".

   Sobre esta última, la diputada de Podemos ha asegurado que "respetamos todo tipo de creencias" y "los valores de la religión católica que reivindica la Iglesia de la gente, que ha sabido dar lectura al momento social que vivimos y se posiciona al lado de los desahuciados y a favor de sanidad universal".

   En este punto, ha manifestado que organizaciones cristianas de base están a favor de sacar la Religión del horario lectivo por lo que se encuentran "muy distanciadas de la Iglesia de los obispos, que quieren favorecer posiciones que tiene más que ver con el adoctrinamiento en el ámbito educativo financiado con recursos públicos".

   Sanz ha agregado que son los obispados o arzobispados los que deciden el currículum de la asignatura de Religión y nombran al profesorado que debe impartir esta materia, "sin pasar por un proceso selectivo abierto y en igualdad de condiciones" al que se somete el resto de los docentes.

COMPARATIVA

   El diputado Carlos Gamarra ha argumentado que puesto que esta asignatura "es optativa y está basada en creencias y dogmas, muchos contrarios a contenidos científicos y que chocan con la sociedad en la que vivimos, no es lógico que tenga esa hora y media semanal", superior a Música y Plástica e igual que el horario de Ciencias Sociales en primero, segundo y tercero de Primaria.

   Asimismo, ha comentado que esta asignatura está "blindada" en Aragón ya que, por ejemplo, "los centros bilingües pueden reducir horas de todas las asignaturas menos de ésta".

   Gamarra ha aclarado que si Aragón redujera el horario "no sería un caso excepcional" ya que en "numerosas Comunidades está más cerca del horario mínimo que del máximo", como ocurre en Asturias, Canarias y País Vasco, con una sesión semanal, mientras que en Andalucía a partir de este curso los centros van a poder elegir el mínimo de 45 minutos por curso y semana.

   El diputado de Podemos ha enfatizado que incluso en Comunidades gobernadas por el PP, como Galicia, se imparte una hora semanal, salvo en segundo de Primaria, y en Castilla y León, de cuarto a sexto hay una hora también. Además, las ciudades de Ceuta y Melilla, que dependen directamente del Ministerio de Educación, aplican el horario mínimo de 45 minutos. "La tendencia es a bajar este horario en todas las Comunidades, también del PP", ha remarcado.

   Por todo esto, Gamarra ha expresado su preocupación por que el PSOE "en la oposición dice una cosa y en el Gobierno hace otra, plegándose a presiones económicas o en este caso de la Conferencia Episcopal Española".

   No obstante, ha advertido de que "aun estamos a tiempo" para aplicar esta reducción en el curso 2015-2016. "Técnicamente se puede hacer", ha dicho, ya que se trataría de aprobar una resolución del Departamento de Educación que modifique las instrucciones del horario y comunicar al ministerio este cambio, ya que "el profesorado de Religión de Primaria todavía depende de él" y que éste con los obispados "organizasen los horarios y profesores".

   Gamarra ha indicado que ya han expuesto a la consejera de Educación, Mayte Pérez, personalmente su "preocupación" sobre una cuestión que "ella sabe que está en el decálogo", si bien ha alegado "motivos organizativos" para no aplicarla.

   No obstante, Erika Sanz ha considerado que el Departamento debe "explicar bien" este extremo y ha agregado que en caso de que esto sea así deben prepararse para que el siguiente curso "se haga como hemos acordado".

PROFESORADO

   Los diputados de Podemos han estimado que la situación en que quedaría el profesorado de Religión en caso de reducir su horario en Primaria es algo que compete a los obispados, que son los que los seleccionan, mientras que les paga el ministerio.

   En este sentido, Gamarra ha indicado que en otras Comunidades se ha reducido el horario y "no ha habido mayores problemas" y ha apuntado que una solución podría ser "que el obispado los contratara para otro tipo de labores en la Iglesia" para compensar esa pérdida de horas.

   Por otra parte, en los centros educativos "no habría pérdida de trabajadores" ya que el horario que se reduciría de Religión se ganaría en otras asignaturas y "profesores que perdieron su trabajo con el PP volverían a dar clases, como los de Inglés, Música y Educación Física".

   Otras cuestiones pendientes en materia educativa del decálogo de investidura son el incremento de las becas de comedor, la eliminación del concierto al nuevo colegio de Cuarte de Huerva y que si es preciso reducir unidades, que sean de la escuela concertada y no de la pública.

   Podemos también va a hacer seguimiento de que se complete el pago de la partida de gastos de funcionamiento que se debe a los institutos de Secundaria y que decaiga la autorización a la Universidad San Jorge para impartir Magisterio, así como revertir "todos los recortes" que ha sufrido la educación pública en la última legislatura.

Para leer más