Publicado 03/03/2021 15:26CET

El Ayuntamiento cierra 2020 con un remanente de 30,4 millones, de los que siete millones aún no tienen destino

Marina Pineda, concejala de Hacienda del Ayuntamiento de Gjión, durante la rueda de prensa de presentación de la liquidación de presupuestos
Marina Pineda, concejala de Hacienda del Ayuntamiento de Gjión, durante la rueda de prensa de presentación de la liquidación de presupuestos - AYUNTAMIENTO DE GIJÓN

GIJÓN, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

La concejala de Hacienda de Gijón, Marina Pineda (PSOE), se ha mostrado satisfecha con el cierre de cuentas de 2020, teniendo en cuenta la afectación que ha tenido la pandemia de la COVID-19 tanto en ingresos como en gastos.

Un año que cierra con un ahorro neto positivo de siete millones de euros y un remanente líquido de Tesorería de 30,4 millones de euros. Así lo ha indicado en rueda de prensa en el Ayuntamiento.

Pineda ha matizado que de estos 30,4 millones, una primera detracción de dinero irá a la cuenta 413, obligaciones contraídas en 2020 pero que no se llegaron a pagar, por importe de unos 1,8 millones.

A esto se suma la incorporación de remanentes a programas y actividades que en 2020 quedaron sin terminar pero ya estaban comprometidos, por una cuantía de 4.120.000 euros.

Quedarían 24 millones para hacer frente a necesidades nuevas
de este año, aunque ya están previstas modifcaciones presupuestarias con ese dinero por 15,8 millones de euros.

Parte de este irá para subvenciones, 600.000 para programas de Medio Ambiente y Movilidad; 500.000 para programas innovación, y casi dos millones a inversión. Pineda ha señalado que queda pendiente el millón de euros en obras a elegir por los Consejos de Distrito.

Con todo, resta un fondo de unos siete millones para posibles necesidades que surjan. La edil ha recalcado que aún sigue la pandemia y las restricciones sanitarias, que pueden condicionar la actividad municipal.

En cuanto a los organismos autónomos, ha indicado que la Fundación Municipal de Servicios Sociales (FMSS) cerro 2020 con un presupuesto final de 26,8 millones de euros y se reconoció obligaciones por 22,7 millones, con una ejecución del 85,01 por ciento.

Pineda ha recalcado que la FMSS tuvo muchas dificultades por la pandemia, con un incremento en las ayudas de más de tres millones de euros, y otros programas tuvieron más problemas de ejecutarse o que no se han abonado. Esto hace un remanente de 7,5 millones de euros.

Respecto a la Fundación Municipal de Cultura (FMC), las cuentas finales son de 12,6 millones con 11,1 millones de obligaciones reconocidas y un nivel de ejecución del 88,21 por ciento. Hubo una disminución de gasto de 91.000 euros y presenta un remanente de 2,2 millones de euros.

El Patronato Deportivo Municipal (PDM), por su parte, registró un presupuesto final de 12,8 millones y unas obligaciones de 10,2 millones, siendo la ejecución más baja por las medidas 'antiCOVID'. Pineda ha explicado que pese a los 1,5 millones de euros menos de gastos, también hubo 2,6 millones menos de ingresos.

Esto hace que haya un remanente sea un mínimo 324.000 euros y por eso se quiere llevar al Pleno una modificación presupuestaria de una aportación extraordinaria de 1,2 millones de euros para el PDM.

Entre las modificaciones para inversiones, se añade la correspondiente al carril bus en la calle Brasil y otros 100.000 euros para la línea de ayudas para la sustitución de vehículos coches viejos.

Otras de las aportaciones a empresas extras son: a Divertia, 500.000 euros para un plan de choque cultural; a Emvisa, 250.000 euros para comprar viviendas y 155.000 para gastos corriente. Pineda ha indicado que no se prevé inicialmente aportar nada extra a Emtusa, aunque se está a la espera del fondo de Transporte prometido por el Gobierno central.

La edil ha destacado especialmente que sube "mucho" la partida para programas de empleo, tras el incremento pactado en el acuerdo social.

La idea es llevar dos modificaciones presupuestarias, inicialmente al Pleno de marzo, una de 15 millones de euros y otra de gastos inversión contra préstamo.

Con todo, Pineda ha insistido en que ha sido una "buena" liquidación presupuestaria y que se ha logrado resolver una situación excepcional por la pandemia "con mucha solvencia".

Ha incidido en que se ha logrado salvar el presupuesto con un ahorro neto positivo, de siete millones de euros, una cantidad, eso sí, lógicamente inferior a la de otros años. Y todo ello a pesar de la reducción de ingresos, según ella.

En concreto, se ha cerrado 2020 con unos ingresos totales de 233 millones de euros, de los que ingresos corrientes, provenientes fundamentalmente de impuestos y tasas, son 211 millones de euros, que en la previsión inicial se había estimado en algo más de 218 millones.

El principal ingreso fue, como es habitual, el IBI urbano (72,2 millones de euros) y resto de impuestos directos. La ejecución del nivel de ingresos recaudados es del 96,71 por ciento. El ingreso de capital corresponde al préstamo de 20 millones de euros.

En cuanto al gasto corriente, se registraron 214 millones de euros y unas obligaciones reconocidas --lo que realmente se gasta-- de 191 millones, con una ejecución de casi el 90 por ciento.

En gastos de capital, la ejecución es inferior, ya que la pandemia ha hecho más difícil llevar a cabo las inversiones previstas, según la concejala socialista.

La ejecución global, teniendo en cuenta gastos corrientes y de capital, fue del 82,79 por ciento. "Es una buena cifra", ha señalado Pineda, que se ha justificado en los efectos de la pandemia.

Respecto al capítulo de inversiones, ha incidido en que los créditos más los remanentes de obras suman 28,6 millones de euros, mientras que el total de obligaciones reconocidos, es decir, lo que se ha ejecutado dentro del capítulo 6, es 11,7 millones.

"Puede parecer poco, no lo es", se ha apresurado Pineda ha matizar, para insistir después en las dificultades causadas por la pandemia. Es más, ha incidido en que, a pesar de estas, se ha conseguido ejecutar el 41 por ciento de las inversiones, que es la cifra más alta de los últimos cinco años.

En términos absolutos, solo en 2017 supera en la cantidad dinero invertido, aunque, según la edil, "por muy poquito". Algo que viene a probar el cumplimiento del Gobierno local de su compromiso de agilizar la ejecución presupuestaria, y en especial la de las inversiones.

Para leer más