Cueto recuerda que la mayoría de universitarios expulsados por el régimen de permanencia no han alegado

Publicado 28/03/2015 15:36:23CET
Cueto y González (segunda y tercera por la izquierda) en rueda de prensa.
EUROPA PRESS

OVIEDO, 28 Mar. (EUROPA PRESS) -

La directora general de Universidades del Gobierno asturiano, Miriam Cueto, ha incidido en que de los casi 1.000 alumnos expulsados por no cumplir el régimen de permanencia en la Universidad de Oviedo, solo 400 han presentado alegaciones, y de ellas han sido admitidas el 60%.

Con estos datos, tanto Cueto como la consejera de Educación, Ana González, han minimizado la polémica por este Reglamento, que exige la superación un mínimo de 90 créditos al acabar el tercer curso (de los que 48 han de ser de primero), además de un mínimo de 12 por curso, para continuar poder continuar la carrera.

Cueto ha sido contundente y ha tachado de "demagogia brutal" las críticas vertidas tanto por determinados colectivos estudiantiles como por el Partido Popular de Asturias. "La permanencia indefinida en la Universidad no está sobre la mesa, y además, el régimen de permanencia lo exige la LOU", ha incidido la directora general, que ha rechazado que se esté "expulsando a los estudiantes hijos de trabajadores".

Tanto Cueto como González se han expresado a favor del reglamento de permanencia, dejando bien claro, no obstante, que no es una decisión del Gobierno asturiano, sino del Consejo Social de la Universidad, del que también forman parte sindicatos, partidos y el Gobierno universitario, entre otros componentes. En su día, en 2010, el actual reglamento fue aprobado por unanimidad, "y entonces formaba parte del equipo rectoral alguna persona que ahora no para criticar", ha señalado González, en referencia a la diputada del PP, Susana López Ares.

Para la consejera, la eliminación de este régimen de permanencia sería un agravio comparativo para los estudiantes que necesitan beca para estudiar, "un colectivo que tiene que hacer un esfuerzo tremendo en un plazo muy breve", en referencia a las exigencias de créditos necesarios para mantener las ayudas al estudio.

Ha criticado duramente al PP, partido al que ha acusado de endurecer los requisitos del acceso a la beca. "Dejan sin beca a la gente que no tiene dinero para estudiar y pretenden que lo que sí lo tienen permanezcan en la Universidad indefinidamente", ha añadido.

Para leer más