Detenido un joven por robar en un bar el bote de propinas

Publicado 04/12/2019 14:59:50CET

La Policía detiene al hombre que robaba en naves disfrazado con peluca de mujer

GIJÓN, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Gijón a un joven gijonés de 27 años de edad por robar el bote de propinas de un bar al que previamente había entrado como cliente.

Según una nota de prensa de la Comisaría gijonesa, la investigación se inició con la denuncia de la propietaria de una sidrería del barrio de Montevil que había sufrido el robo un robo en su local.

El autor había accedido de madrugada rompiendo el cristal de la puerta trasera del establecimiento y se había llevado el bote de las propinas de los camareros.

Una vez revisadas las imágenes de las cámaras de videograbación del local, la dueña identificó al joven porque había entrado como cliente la tarde anterior.

Gracias a eso y a las imágenes recabadas, se logró identificar y detener al joven, de 27 años, que había preparado el robo tras observar el entorno, comprobar que había facilidad para acceder y fijarse dónde se guardaba el dinero que los clientes dejaban a los camareros de propinas.

El detenido también estaba buscado por haber forzado una peluquería del barrio de Laviada y haberse llevado el dinero de la caja registradora. El arrestado contaba con numerosos antecedentes por lesiones y robos con fuerza.

DISFRAZA DE MUJER

Por otro lado, la Policía también identificó al autor de dos robos en empresas de Porceyo, a las que accedió para apoderarse del dinero de las oficinas.

El hombre, vecino Langreo de 42 años y que contaba con numerosos antecedentes por robos y hurtos, aprovechaba que los trabajadores estaban en los almacenes o atendiendo a algún cliente para entrar en los despachos y llevarse el dinero de los cajones.

Para evitar ser identificado, actuaba vestido con ropa amplia y con una peluca de mujer. Los investigadores, pese al disfraz utilizado, lo reconocieron plenamente y dieron cuenta la Juzgado de Instrucción de Guardia.

Contador