Alumnos de la Universidad de Cantabria visitan por primera vez la planta de Gerdau en Reinosa

Publicado 06/07/2015 11:35:02CET
Visita de los alumnos de la UC a Gerdau
GERDAU

Un total de 240 personas conocieron sus instalaciones en 2014

SANTANDER, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

Alumnos del primer ciclo de Ingeniería Industrial de la Universidad de Cantabria (UC) acaban de realizar su primera visita a la planta de Gerdau Reinosa.

Ambas instituciones mantienen una estrecha colaboración desde hace tiempo que ahora se ha afianzado con esta visita, que posibilita complementar los estudios de los futuros ingenieros de una forma práctica, ha informado Gerdau en un comunicado.

De esta manera, los alumnos de la UC han podido comprobar los diferentes enfoques prácticos que puede tener su futuro profesional. Concretamente, han sido testigos de cómo se trabaja en los talleres de fundición y forja así como en los talleres mecánicos.

Además de la UC, recientemente la planta de Gerdau Reinosa ha recibido también a estudiantes del Máster de Ingeniero Internacional de Soldadura de Santander y de Formación Profesional en el Módulo de Mantenimiento del Instituto Montesclaros.

A lo largo de la visita, los estudiantes se han mostrado sorprendidos por la magnitud del trabajo que se realiza en Gerdau Reinosa, por el carácter internacional de la empresa así como por la cantidad de aplicaciones que tiene el acero que se fabrica en la planta campurriana.

241 VISITAS EN 2014

La planta de Reinosa de Gerdau tiene una gran demanda de visitas por parte de centros de formación y de empresas. El año pasado un total de 240 personas acudieron a conocer sus instalaciones, de las que 180 fueron estudiantes de Cantabria, Burgos y Palencia.

Del resto, destaca la visita de los asistentes al 71º Congreso Mundial de Fundición, que eligió la planta de Gerdau en Reinosa para realizar la única visita a una fundición de acero, por considerarla un referente y la más representativa en Europa.

Gracias a ello, numerosos expertos de China, India, Corea del Sur, Reino Unido, Finlandia o Noruega, entre otros, pudieron observar el proceso productivo de la fábrica y comprobar la calidad de sus productos.