CANTABRIA.-Santander.- Finalizan las obras de urbanización del entorno de La Cavaduca

Publicado 15/05/2015 11:39:00CET
Viviendas La Cavaduca
AYUNTAMIENTO DE SANTANDER

SANTANDER, 15 May. (EUROPA PRESS) -

Las obras de urbanización del entorno de La Cavaduca, concretamente en la calle Ignacio Aguilera, en La Albericia, acaban de finalizar, según ha informado hoy el concejal de Infraestructuras, Urbanismo y Vivienda, César Díaz.

Esta actuación se corresponde con la ejecución, por parte de la Sociedad de Vivienda y Suelo (SVS), de la promoción de 41 VPO en alquiler con opción a compra, que incluye, además, el acondicionamiento de la zona.

En nota de prensa, el concejal ha explicado que, a partir de ahora, esta calle, con orientación norte-sur, permitirá conectar las calles Lavapiés, Roy García y Abubilla, para desembocar posteriormente en la calle La Gloria (justo encima del túnel de la S-20).

De esta manera, se mejorará la movilidad en todo este entorno, no solamente para el tráfico rodado, sino también para los peatones, que ahora podrán disponer de aceras en toda su longitud.

La calle tiene una sección transversal de 9,40 metros, que se corresponden con 3 metros de acera y 6,40 metros de calzada de doble sentido de circulación, siendo cada carril de 3,20 metros. La acera se ha pavimentado con baldosa de hormigón delimitada exteriormente con bordillo de hormigón y rigola de hormigón en masa.

Los trabajos de urbanización incluyen las nuevas canalizaciones de saneamiento y abastecimiento de agua, así como el resto de instalaciones necesarias; alumbrado público, telefonía, red eléctrica, hidrantes, gas y telecomunicaciones, y la señalización horizontal mediante marcas viales con pintura termoplástica y vertical mediante señales verticales homologadas.

La promoción de VPO en régimen de alquiler con opción a compra que ha llevado asociada la ejecución de esta actuación supone una inversión global de casi 4 millones de euros y consta de 41 viviendas, 2 de ellas reservadas para personas con discapacidad, que se entregarán con la cocina equipada con frigorífico, vitrocerámica, horno, lavadora y lavaplatos.

Se construyen en una parcela de 1.069 m2 de superficie, en un edificio que tendrá 2 sótanos, planta baja, 4 plantas y ático. La superficie construida total es de 6.149 m2, de los cuales 2.105 m2 son para garajes y 4.043 m2 para viviendas.

Habrá 1 vivienda de 1 habitación; 34 de 2 habitaciones; y 6 de 3 habitaciones. Cada planta cuenta con 8 viviendas, excepto la planta baja que tiene 6 y el ático que tiene 3, éstas con terraza.

En las dos plantas de sótano están las plazas de garaje y trasteros, además de los cuartos de instalaciones para los acumuladores de la energía solar, los aljibes, grupos de presión y el bombeo del drenaje, el recinto inferior de telecomunicaciones, y la extracción de aire del garaje.

Esta promoción, al igual que las otras dos que tiene en marcha la SVS, y que están a punto de finalizar, como son las de 60 VPO en General Dávila y 111 viviendas en La Albericia, contará con la máxima calificación energética, que es la 'A'.

Para ello, dispone de una fachada ventilada con doble aislamiento, una carpintería exterior de aluminio anodizado en color con doble acristalamiento y una envolvente del edificio muy eficiente, sin puentes térmicos (evitando pérdidas energéticas y otros males como las humedades por condensación) y obteniendo muy pocas pérdidas caloríficas.

Además, se emplea un sistema de ventilación con recuperadores de calor, que permiten una eficaz renovación del aire interior sin derrochar el calor del aire interior y hace posible ahorrar energía de calefacción en valores entre 15 y 30%, y la calefacción es individual.

Con la aplicación de las medidas que han llevado a obtener la máxima calificación energética, se produce un ahorro para los propietarios de las viviendas, además de relevantes beneficios medioambientales, con una notable reducción de las emisiones de CO2.

En este sentido, el concejal ha indicado que una vivienda de aproximadamente 70 metros cuadrados con calificación energética "E", la más abundante en España, tiene un gasto cercano a los 900 euros al año en calefacción y agua caliente, mientras que, para las viviendas con calificación "A", el gasto se reduce hasta los 250 euros anuales, lo que supone cerca de un 73 % de reducción en el gasto.