Actualizado 07/09/2007 14:16 CET

Unos 45.500 alumnos de Infantil y Primaria inician el curso el día 12 y 34.500 de ESO, Bachiller y FP una semana después

La plantilla de profesorado se amplía con 243 nuevos docentes y la red de centros cuenta ya con 327

SANTANDER, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

Un total de 80.142 alumnos cántabros se incorporarán a las aulas en las próximas semanas con el inicio del curso escolar 2007-2008, en el que aumenta un 1,6% el número de matriculados en los centros de la región con respecto al curso anterior. Los primeros en volver a clase serán los 45.511 alumnos de Infantil, Primaria y Educación Especial, que iniciarán el curso el próximo miércoles, 12 de septiembre, y les seguirán, a partir del 19 de forma progresiva, los 34.351 inscritos en ESO, Bachillerato, Formación Profesional y Garantía Social.

La consejera de Educación, Rosa Eva Díaz Tezanos, y el director general de Coordinación y Política Educativa, Ramón Ruiz, presentaron hoy los principales datos relativos al inicio del curso, junto con las novedades en cuanto a programas y planes educativos.

En 2007-2008, siguiendo con la tendencia de los últimos años, crece el alumnado en Primaria (un 3,6%) y en Infantil (un 24,4%), más en los centros públicos que en los privados, y en buena medida por la incorporación de alumnado a las aulas de dos años. Por el contrario, se pierden estudiantes en ESO (-2,3%) y Bachillerato (-3%), mientras en la Formación Profesional aumenta el número de alumnos en los ciclos de grado medio (+0,6%) y baja en cambio en los de grado superior (-6,9%).

El número de alumnos extranjeros alcanza hasta la fecha los 6.065 (aún sigue la escolarización de estudiantes fuera de plazo), lo que supone un 23,7% más que el pasado curso. El alumnado extranjero representa ya el 7,5% del total de los estudiantes y, aunque se concentran principalmente en los núcleos de mayor población, como Santander (2.855), Torrelavega (643), Castro Urdiales (520) y Camargo (196), cada vez están más repartidos por los demás municipios.

Para responder al aumento general de alumnado, también crece este curso el número de profesores, con la incorporación de 243 nuevos docentes (208 para centros públicos y 35 para privados). La plantilla alcanza así los 8.204 profesores, de los cuales, casi 6.300 corresponden a los centros públicos (en los que hay más de 51.400 alumnos) y algo más de 1.900 se encuentran en centros privados concertados (que cuentan con cerca de 27.300 matriculados).

Este curso funcionarán en Cantabria 327 centros educativos, 231 de ellos de la red pública y 96 privados y privados concertados. Para que estén a punto y se ajusten a las nuevas necesidades de escolarización se han realizado obras en muchos de ellos, según explicó la consejera, quien recordó que la pasada legislatura se invirtieron 90 millones de euros en construcciones escolares y 22 más en equipamientos.

Algunas de las instalaciones educativas se inauguran en este curso 2007-2008. La mayoría de ellas ya están finalizadas y alguna se terminará en las próximas semanas. Díaz Tezanos destacó el nuevo colegio de Liendo, las ampliaciones de los IES Valle de Camargo, Valle del Saja (Cabezón de la Sal) y de Potes, y de los colegios Gerardo Diego (Cayón), Ramón Laza (Cabezón), Aguanaz (Entrambasaguas) y de Liencres.

A ellos se añaden edificios de primer ciclo de Infantil, como los habilitados en Bezana y Tanos, y pabellones polideportivos como los de Barreda, Monte o el Cervantes, de Torrelavega.

TRANSPORTE ESCOLAR Y COMEDOR.

Para completar la oferta escolar, la Consejería vuelve a poner un año más en marcha los servicios de transporte escolar y comedor. El primero lo utilizarán 13.302 alumnos de Infantil, Primaria y Secundaria repartidos en 454 rutas (once más que el pasado curso). Educación realiza una inversión de 14,5 millones de euros en el servicio, lo que supone un gasto de 1.085 euros por alumno.

El servicio de acompañantes tiene un coste de 1.314.000 euros y gracias a ello 8.180 alumnos viajarán acompañados. Según recordó la consejera, Cantabria hace ya tres años que cumple con la implantación de la figura del acompañante en los casos en que es obligatorio, es decir, en aquellas rutas en las que más del 50% del alumnado es menor de doce años y en vehículos de más de nueve plazas.

En cuanto a los servicios de comedor escolar, que suponen a la Consejería una inversión de 2,7 millones de euros, este curso funcionarán 127 en los que comerán 9.500 alumnos, 700 más que el pasado año. Además, prácticamente la mitad de ellos recibirán esta prestación de forma gratuita, bien porque el centro carece de servicio de transporte a mediodía o por motivos socioeconómicos.