Actualizado 17/10/2009 20:32

Los afectados por los derribos piden al TSJC que apruebe el Plan del Gobierno y "haga justicia"

SANTANDER, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los propietarios de viviendas con sentencia firme de derribo pidieron hoy al Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) que apruebe el Plan de Derribos elaborado por el Gobierno de Cantabria y así "haga justicia" con los perjudicados por esta situación.

En declaraciones a Europa Press, el presidente de la Asociación de Maltratados por la Administración (AMA), Antonio Vilela, criticó la "lentitud" del proceso y recordó que el citado plan se encuentra desde julio en el TSJC, y que los afectados esperan que este órgano judicial le dé el "visto bueno".

Para esta asociación que engloba a los afectados por sentencias de derribo en viviendas de zonas costeras de la región, el plan del Gobierno es la "mejor solución", al recoger parcialmente las peticiones tanto de los perjudicados como del acuerdo parlamentario.

Vilela pidió al TSJC que sea "sensible" y que "agilice lo más posible" la aprobación del plan, elaborado a instancias de este órgano, para que a continuación se puede debatir en el Parlamento de Cantabria y sea un plan "de todos".

AMA convocó hoy una manifestación en la localidad de Argoños, en la que recorrió los barrios afectados por autos judiciales que instan a la ejecución de demoliciones de viviendas, en una protesta a la que se sumaron también las plataformas de perjudicados por la Ley de Costas y por la Ley de Montes y que contó con el respaldo del alcalde del municipio, Juan José Barruetabeña.

Además, la asociación informó en una reunión de los últimos avances y pasos en su lucha para regularizar la situación de sus propiedades. Así, tras la admisión a trámite de su protesta en la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo, están recabando documentación para enviársela a este órgano.

Entre sus próximas iniciativas, se encuentra la preparación de un acto para el 10 de diciembre, en que se conmemora el aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, y contemplan la posibilidad de organizar una exposición con pinturas sobre su situación y unas conferencias sobre el urbanismo, entre otras actividades.