Las lluvias dejan más de 100 litros en Soba y ponen al Asón en alerta por desbordamiento

Crecida del río Asón a su paso por Ramales de la Victoria
PROTECCIÓN CIVIL RAMALES
Actualizado 23/01/2019 17:36:27 CET

También está activada la prealerta por desbordamientos en el Deva, el Besaya y el Pas

SANTANDER, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las lluvias han dejado ya más de 100 litros por metro cuadrado en Soba convirtiéndose con ello en la localidad de España donde más ha llovido hasta las 15.00 horas de este miércoles, según los datos de observación de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Precisamente, el río Asón que nace en el valle y pasa por el municipio es uno de los ríos cántabros que se encuentran en situación de prealerta por riesgo de desbordamiento. De hecho, el Asón ya lleva un caudal de 3,58 metros de altura a su paso por Ramales de la Victoria y de 4,49 por Coterillo, según la información de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico (CHC).

Los ríos Deva, Besaya y Pas también están ya en prealerta por posibles desbordamientos. En el caso del Deva, que desemboca en el estuario de Tina Mayor, lleva ya un caudal de 4,57 metros a su paso por la localidad asturiana de Panes, mientras que el Besaya está en prealerta a su paso por Arenas de Iguña, donde alcanza los 3,61 metros.

Por su parte, el riesgo en el río Pas se detecta en su transcurso por la localidad de Carandía donde, según los datos de la CHC consultados por Europa Press a las 16.00 horas, alcanza los 2,70 metros.

A pesar de las importantes cantidades de precipitación que están cayendo en la comunidad autónoma, en el ranking nacional de la AEMET solo figuran Soba, con 100,8 litros por metro cuadrado, siendo el lugar de España donde más ha llovido, y Alto Campoo en noveno lugar con 55,1 litros.

Precisamente, ahora son las lluvias registradas y su aportación a los caudales de los ríos lo que más preocupa.

De hecho, la Delegación del Gobierno en Cantabria ha desactivado la alerta en el protocolo para la coordinación de actuaciones ante situaciones meteorológicas adversas en la Red de Carreteras del Estado ante la previsión de la AEMET, que para este jueves rebaja los avisos a nivel amarillo y solo por lluvia y viento.

Pero, de forma simultánea, la institución que dirige Pablo Zuloaga ha activado el protocolo de actuación por inundaciones debido a la situación de algunas cuencas, según informa la Delegación del Gobierno a través de su cuenta de Twitter.

En cuanto a las carreteras, finalmente y pese a los pronósticos, las nevadas registradas en la región no han causado afecciones importantes, encontrándose abierta a la circulación de todo tipo de vehículos la Autovía de la Meseta (A-67).

Y en la red autonómica, en estos momentos (16.00 horas) y según la información de Carreteras de Cantabria, solo está cerrada la carretera al Puerto de Lunada (CA-643) en su último tramo, y solo son necesarias cadenas en otro tramo de esa misma vía.

No obstante, hay otras carreteras cortadas, como la CA-817 de acceso a Bárcena Mayor, cortada por un argayo, y la CA-280 hacia el puerto de Palombera. También hay que circular con precaución en Alto Campoo (CA-183), el Alto del Bardal (CA-284) o Estacas de Trueba (CA-631), entre otras vias.