Más de 1.000 toledanos se acogen a la objeción de conciencia para la asignatura Educación para la Ciudadanía


Actualizado 08/06/2007 16:08:53 CET

TOLEDO, 8 Jun. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de la Asociación "Educación y Persona", Fernando López Luengos, informó hoy de que 1.100 toledanos se han acogido ya a la objeción de conciencia para la asignatura Educación para la Ciudadanía que comenzará a impartirse a partir del curso escolar 2008-2009 y que según el grupo "intenta hacer un adoctrinamiento ideológico de los alumnos según el gobierno de turno".

En rueda de prensa, en la que estuvo acompañado del presidente de la Asociación, Carlos Jariod; y el presidente provincial de CONCAPA Toledo, Antonio Espíldora, para mostrar su rechazo por esta asignatura e informar cómo está transcurriendo la campaña informativa puesta en marcha en enero, López Luengos manifestó que unas 2.000 personas ya han sido informadas del contenido de la asignatura.

En este sentido, el vicepresidente de "Educación y Persona" afirmó que si el Gobierno introduce esta asignatura es por "una clara visión laicista y de destruir". En la campaña puesta en marcha desde enero se informa del derecho de los padres a acogerse a la objeción de conciencia, que "es un derecho personal", y "ofrecemos a la gente la posibilidad de ejercerlo".

La Asociación prevé que la cifra de 1.100 personas pueda "multiplicarse por cuatro" en las próximas semanas y lamenta el hecho de que algunos directores de centros se hayan negado a dar a los padres el impreso para pedir la objeción de conciencia. Por su parte, el presidente de la Asociación recalcó que en ninguna provincia de España se ha registrado una cifra similar.

Apuntó que Educación para la Ciudadanía supone una "invasión" de competencias que no le corresponde al Estado, y "que son exclusivas de la familia" y recordó que hace unas semanas se publicaban los tres reales decretos que regula la Educación Secundaria, Primaria e Infantil. "No son innovadores en relación con la normativa aprobada por el Ministerio de Educación", recalcó.

Respecto a la competencia emocional, lamentó que la asignatura tenga por objeto "observar, analizar y controlar las emociones y hábitos de los alumnos". En este contexto, explicó que la competencia emocional se define por la madurez que la persona demuestra en sus actuaciones con el mismo y con los demás. "Este tipo de consideraciones nos parecen grave porque se juzgan emociones", argumentó.

NOTA A LOS CENTROS

Respecto a la nota dirigida a todos los centros escolares en la que se "amenaza" a quienes planteen objeción de conciencia frente a Educación para la Ciudadanía con que el alumno "no promocionará de curso y no titulará", dijo que el delegado provincial y Ciencia, Ángel Felpeto, "está afirmando algo que no tiene sostén solo por ese proyecto ideológico que está detrás".

Afirman que "no es cuestión de que a mí me guste una asignatura o no" sino que "sólo planteamos una objeción de conciencia cuando la ley intenta meterse en la educación moral de nuestros hijos, es inadmisible, los padres intentaremos impedir ésto". Asimismo, recalcó que "no se puede proponer una ley en la que el Gobierno reconoce que es para trasmitir una ideología".

Por último, dijo que la asignatura "tal y como está aprobada es inadmisible", lo que no quiere "decir es que haya una asignatura similar que tenga como objetivo fomentar valores civiles. Lo que estamos en contra es de esta Educación para la Ciudadanía".

El presidente provincial de CONCAPA Toledo mostró su aprecio hacia la persona del delegado provincial por ser una persona conciliadora y solucionar cualquier conflicto. Lamentó que Educación para la Ciudadanía "inculque" un proyecto ideológico e intente "imponer y adoctrinar".