Publicado 02/03/2021 11:57CET

Ángel Ibáñez aboga por "ser prudentes" y "no tirar por la borda" el esfuerzo realizado

SALAMANCA, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Presidencia de la Junta de Castilla y León, Ángel Ibáñez, ha abogado por "ser prudentes y avanzar con seguridad" en un proceso de desescalada en el que ha insistido en la importancia de "tratar de dar pasos firmes" y "no tirar por la borda" el esfuerzo realizado hasta el momento.

"En la desescalada tenemos que tratar de dar pasos firmes y no podemos tirar por la borda todo lo que hemos conseguido hasta ahora, gracias al esfuerzo de todos los castellanos y leoneses", ha apuntado durante una intervención en la que ha agradecido también el esfuerzo de sectores que "ahora mismo están viendo como las restricciones afectan principalmente a su actividad".

"Quiero indicar que en el Consejo de Gobierno, que celebramos ayer, acordamos que el próximo lunes 8 de marzo nuestra previsión es que se pueda abrir, una vez que esa ocupación de las unidades de cuidados intensivos esté en el entorno del 35 por ciento, esos sectores que ahora mismo se encuentran cerrados, me estoy refiriendo a los centros comerciales, me estoy refiriendo a los centros deportivos y gimnasios, me estoy refiriendo al interior de los establecimientos hosteleros o salones de juego", ha continuado.

Asimismo, ha hecho hincapié en el avance además de "otras medidas" como la campaña de vacunación, en la que la Junta está "comprometida", tal y como acredita, según sus palabras, que Castilla y León sea "la segunda comunidad en porcentaje de vacunación respecto a la población".

Luego, la idea es que "cada 14 días" la Junta evalúe los datos e indicadores de incidencia acumulada y de ocupación de camas de críticos para que, si la evolución es favorable, se pueda "ir reduciendo cada 14 días esos escalones" en la desescalada, ha añadido.

Para leer más