Recuperadas 257 piezas arqueológicas expoliadas hace más de 30 años en Ávila

Actualizado 19/12/2018 14:02:18 CET
419236.1.500.286.20181219111033
Vídeo de la noticia

Entre las piezas recuperadas destacan un molde de hacha en piedra y una punta de flecha de sílex, ambas de época prehistórica

ÁVILA, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil ha recuperado 257 piezas arqueológicas que fueron expoliadas de yacimientos del abulense Valle del Tiétar durante los años 80 y 90, piezas que datan desde la Prehistoria hasta el siglo XV y cuyo valor económico se estima en 306.945 euros.

La Operación 'Fibulas', enmarcada en el Plan para la Defensa del Patrimonio Histórico Español, se inició durante el mes de abril del año pasado a raíz de un informe que la Junta de Castilla y León entregó al Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil.

Tras analizar la documentación, la Guardia Civil inició las correspondientes diligencias por un presunto delito continuado relativo a la Ordenación del Territorio y el Urbanismo, la Protección del Patrimonio Histórico y el Medio Ambiente.

A pesar de haber prescrito el tipo delictivo, y al ser consideradas las piezas expoliadas como 'Bienes de Dominio Público', los investigadores decidieron continuar con la operación para recuperar las piezas, según ha informado la delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, en una rueda de prensa ofrecida para presentar la operación.

Tras varios meses de indagaciones, se localizó un sello medieval de mediados del Siglo XV, que tenía en su poder la persona en la que se centró la investigación, y que se habría apropiado del mismo con anterioridad en unas obras ubicadas junto a una ermita abulense.

Posteriormente, la Guardia Civil incautó otras 256 piezas arqueológicas, que se encontraban en un Ayuntamiento de la provincia de Ávila desde hacía 18 años. El presunto expoliador las entregó a este consistorio, sin que el Museo de Ávila tuviera constancia de los hechos.

'MODUS OPERANDI'

El 'modus operandi' consistía en realizar un estudio de zonas arqueológicas sin autorización previa. Posteriormente, publicaba los hallazgos como "casuales" en varias revistas especializadas y así ganar reconocimiento como experto en la materia.

Durante el desarrollo de esta operación, se han estudiado más de 8.000 piezas expoliadas entre los años 80 y 90, vinculadas a las actividades ilegales de esta persona.

Estas piezas, procedentes de yacimientos de Ávila, Soria y Guadalajara, ya habían sido entregadas al Museo de Ávila. Todas las piezas recuperadas por la Guardia Civil se depositarán en este museo.

En concreto, se ha recuperado un molde de hacha en piedra y una punta de flecha de sílex, una moneda de bronce y otra de plata con leyenda ibérica del siglo I antes de Cristo de las que no había constancia en la provincia de Ávila, sólo en el Valle del Ebro).

De los siglos I al IV después de Cristo se han recuperado 124 monedas romanas, 70 objetos metálicos y líticos y 58 piezas cerámicas denominadas Terra Sigillata, de las cuales una está ya reconstruida. Por último, del siglo XV se ha hallado un 'sigillum' (sello medieval).