Las competencias de ciencia y tecnología se mantienen como las más bajas en escolares catalanes

Publicado 11/07/2019 14:39:55CET
Secretario de Políticas Educativas de la Generalitat, Carles Martínez, y el presidente del Consell Superior d'Avaluació del Sistema Educatiu, Joan Mateo
Secretario de Políticas Educativas de la Generalitat, Carles Martínez, y el presidente del Consell Superior d'Avaluació del Sistema Educatiu, Joan MateoEUROPA PRESS

La Generalitat impulsa una prueba piloto para evaluar competencias orales

BARCELONA, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las competencias cientificotecnológicas y las matemáticas se mantienen como las más bajas en las pruebas de evaluación de las competencias básicas realizadas en cuarto de la ESO, en las que los mejores resultados están en lenguas; y en Primaria, medio natural es la más baja y destacan los buenos resultados de inglés y matemáticas.

Lo han explicado en rueda de prensa este jueves el secretario de Políticas Educativas de la Generalitat, Carles Martínez, y el presidente del Consell Superior d'Avaluació del Sistema Educatiu, Joan Mateo, que han visto con satisfacción y tranquilidad los resultados.

A pesar de ello, siguen viendo necesarios esfuerzos para mejorar en matemáticas de Secundaria y superar los 70 puntos --se ha situado en 68,2--, que equivalen a 500 puntos en las pruebas, un objetivo que ya marcaron el año pasado pero no han logrado, por lo que se ha reforzado la formación a profesores.

En las pruebas de cuarto de Secundaria, la competencia cientificotecnológica ha tenido este año una media de 66,2 puntos, subiendo una décima respecto a la de 2018, mientras que en matemáticas la media ha bajado tres décimas, hasta el 68,2, y en medio natural de Primaria, la nota media ha bajado a 68,1 respecto al 70,2 del año anterior, que fue el primero en observarse.

El resto de materias superan los 70 puntos, y por ejemplo, en las pruebas de sexto de Primaria de este año, destacan las matemáticas con 78,2 puntos --que baja respecto a los 79,2 del año anterior-- y lengua inglesa, con 78,2 también, por encima del 76,3 del curso anterior y acercándose al 79,9 que alcanzó en 2017.

Lengua catalana ha tenido una media de 75,5 puntos, que ha subido frente a los 73,6 del curso anterior y se acerca a los 75,8 de hace dos años, mientras que en lengua castellana el resultado ha sido de 74,4, por debajo de los 77 puntos de 2018.

En cuarto de la ESO, destacan las competencias en lengua castellana, con un 78,6 de media que sube respecto al 77,3 del año anterior y alcanza la nota más alta en los últimos años --igual que en 2017--, lo mismo que ocurre en lengua catalana, con un 77,5 de media, mientras que en inglés se ha alcanzado 78,2 puntos, tres décimas menos que en 2018.

REPETIDORES

Si bien hay décimas de diferencias entre sexos, con más puntuación en lenguas entre las chicas y más en cientificotecnológico en chicos, las mayores disparidades entre notas se dan al comparar alumnos que repiten con el resto, hasta el punto de que Martínez ha hablado de diferencias "brutales", con hasta 15 puntos menos.

La mayor diferencia se da en inglés, con una media de 19,5 puntos menos en los repetidores en Primaria y 19,6 en Secundaria, que suben respecto a los 17,5 y 18,3 de 2018, respectivamente: las diferencias mas brutales se dan entre los repetidores: "Esto demuestra que quizás la repetición no es el mejor recurso para recuperar a los alumnos" que no alcanzan las competencias, ha reflexionado.

También se dan diferencias entre medias en los centros que tienen complejidad alta y baja, llegando también a 19 puntos en inglés en Secundaria, y el secretario ha observado que inglés es justamente la competencia que, cuando se observa la distribución media de las notas, no se da una distribución normal.

"Tenemos una gran parte de la población que hacen clases fuera del sistema estándar y que hace que se acumulen notas altas" cuando se observa en una curva la distribución de los resultados, ya que la prueba está pensada para un alumno que solo obtiene los conocimientos de la escuela, aunque ha añadido que se observa esto más en Primaria, y en Secundaria se estabiliza.

En las competencias, "las diferencias territoriales son mínimas, un elemento de tranquilidad para el sistema", y las zonas de la provincia de Lleida y la ciudad de Barcelona son las que tienen mejores resultados, lo que han atribuido a varios factores.

ORALIDAD

La Conselleria de Educación ha realizado este año una prueba piloto realizada en los colegios que se hacen las prueba PISA y que ha evaluado competencias orales de catalán, castellano e inglés, y para la que prevén una partida en los Presupuestos de la Generalitat de 2020.

Quiere reforzar la competencia oral por ser "la más débil" actualmente desde el punto de vista lingüístico, y la prueba se realiza en turnos de dos alumnos que deben interactuar con los dos profesores que los examinan, entre ellos y después hacer un discurso.

Mateo ha relatado que se trabajó con técnicos y con las Escuelas oficiales de idiomas (EOI), y que "la prueba es sencilla pero el procedimiento es complejo" por la necesidad de usar un vídeo, y es donde tiene más dificultades para implementarse.

Contador