Actualizado 29/09/2009 22:44 CET

La Diputación de Lleida critica que se prohíban las consultas en una reunión de la FEMP

LLEIDA, 29 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Diputación de Lleida, Jaume Gilabert, dijo hoy que es "muy grave" que se niegue a los ayuntamientos la posibilidad de realizar consultas populares, tal y como sucedió en la consulta de Arenys de Munt, en la reunión de la comisión de Participación Ciudadana y Gobernanza de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

Durante la reunión, que se celebró en el Ayuntamiento de Málaga, Gilabert dijo que si el debate de la comisión se centra en profundizar en los mecanismos para conseguir más participación ciudadana en los asuntos públicos, "no se puede pasar por alto el tema de las consultas populares".

Por su parte, el presidente de la comisión, Odón Elorza, se comprometió a analizar a fondo el tema en próximas reuniones, después de recoger información sobre el marco legal y analizar ejemplos de otros municipios españoles y europeos, y dijo que las consultas "son una herramienta que hay que perfeccionar".