4 de abril de 2020
 
Publicado 27/02/2020 12:47:14 +01:00CET

Querella pionera de Fiscalía por una 'fake news' que vinculaba menores extranjeros y violencia

Acusa a una tuitera de presunto delito de odio por compartir un vídeo falso

BARCELONA, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El fiscal coordinador del Servicio de delitos de odio y discriminación de la Fiscalía de Barcelona ha presentado una querella pionera en España contra la autora de una 'fake news' en la que se vinculaba a menores extranjeros no acompañados con violencia escolar.

En la querella, consultada por Europa Press, el fiscal Miguel Ángel Aguilar describe que la querellada publicó el 13 de junio de 2019 en su cuenta de Twitter un vídeo de una aula de un centro educativo, donde varios alumnos gritaban y lanzaban papeles a la profesora, también tiraban y tumbaban las mesas y sillas, entre gritos y risas de burla.

Lo adjuntaba con el siguiente mensaje: "Te mando un video de un centro educativo para los emigrantes menores de edad que entran ilegalmente en España. Te ruego que lo difundas para que España se entere de una vez como nos agradecen que los acojamos".

La investigación policial ha permitido comprobar que el video recoge hechos no sucedidos España sino en Brasil y "que no tienen nada que ver con menores de edad que hayan emigrado a España", subraya el fiscal.

Para el fiscal, estos hechos pueden suponer un delito cometido con ocasión del ejercicio de los Derechos Fundamentales y Libertades, en su modalidad de lesión de la dignidad de las persona por motivos de discriminación relativos a la nación u origen nacional.

El Ministerio Público constata que la querellada, "mediante la combinación del texto descrito y el impactante contenido del video difundido de forma masiva e indiscriminada, pretendía vincular una supuesta violencia en las aulas con los menores no acompañados procedentes de otros países".

DENIGRAR A MENORES

De esta forma, buscaba, a juicio del fiscal, "denigrarlos, asociándoles de forma generalizada con actos incívicos, violentos y de falta de respeto a la autoridad del profesorado, desacreditándolos con ello".

Así, considera que quería despertar o aumentar entre la población los "prejuicios y estereotipos" contra este colectivo de personas, especialmente vulnerables, a riesgo de generar sentimientos de rechazo y hostilidad social.

La denuncia por estos hechos la presentó la Síndica de Greuges Barcelona en julio de 2019 y la Fiscalía decidió abrir diligencias de investigación.