18 de febrero de 2020
 

Una 'Traviata' poco tradicional abrirá la temporada de los 15 años del nuevo Liceu

Publicado 21/02/2014 17:11:43CET
Joan Pons (dtor.Musical Liceu) R.Guasch (dtor.Gral) J.Molins (prest) A.Matabosch
EUROPA PRESS

Destacan la 'Carmen' de Bieito, 'Il barbiere' con Joan Font y 'Arabella' con Domingo

BARCELONA, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

Una 'Traviata' poco tradicional y "muy contundente" abrirá el 14 de octubre la temporada 2014-15 del Gran Teatre del Liceu, con 11 óperas --dos más que la temporada actual-- en 85 funciones, entre obras de gran repertorio y otras contemporáneas, que sintetizarán el espíritu del teatro reconstruido, que cumplirá 15 años.

Lo ha anunciado este viernes en rueda de prensa el director artístico saliente del Liceu, Joan Matabosch, junto al presidente del patronato, Joaquim Molins; su director general, Roger Guasch, y el director musical, Joan Pons, que han trazado los ejes de un programa que suma 26 títulos de ópera, concierto, danza y recitales en 111 funciones, además de El Petit Liceu, con otros siete títulos en 58 funciones más.

Figuran grandes títulos como la 'Carmen', de Georges Bizet, adaptada por Calixto Bieito, a la que Matabosch se ha referido como el "mejor espectáculo de Carmen" de los escenarios internacionales actualmente, así como 'Il barbiere di Siviglia', de Rossini, con Joan Font (Comediants) como director de escena; 'Arabella', de Strauss, y las románticas 'Maria Stuarda', de Donizetti, y 'Norma', de Bellini.

Matabosch, que ya se ha incorporado al Teatro Real de Madrid como director artístico, ha destacado el atractivo de una temporada que invita al público a acercarse a obras que "cree que conoce y que se dará cuenta de que no las conoce bien", como 'Arabella', con dirección musical de Antoni Ros-Marbà.

También se representará 'Arabella' --con la que Montserrat Caballé debutó en el Liceu en 1961--, con una "pareja de ensueño" formada por Anne Schwanewilms y Miachael Volle, en lo que será un gran acontecimiento para el teatro, que llevará a escena la historia de una joven idealista y soñadora que busca al hombre de sus sueños.

Sobre 'La Traviata', ha señalado que, pese a parecer previsible, levantó muchas ampollas cuando Verdi la compuso, y ahora, bajo la dirección de David McVicar --triunfador de la actual temporada con 'Agrippina'--, lo que se representará "no es una Traviata tradicional", aunque tampoco una versión transgresora, sino una pieza que cumple con enorme contundencia el sentido de la obra, ha dicho.

EL ESPÍRITU DE ESTOS AÑOS

Matabosch admite que ha habido temporadas con más novedades, pero sostiene que ésta mantendrá un enorme atractivo que recoge el espíritu de lo que se ha hecho en los últimos años y se ajusta a la crisis económica.

El Liceu ha programado también el "manifiesto antirromántico" de 'Una voce in off', de Montsalvatge, con mucha influencia de Poulenc, que dirige Pablo González con la Orquestra Simfònica de Barcelona i Nacional de Catalunya (OBC), lo que refleja el clima de colaboración con esta orquesta.

Como máximo exponente del 'bel canto' y ópera "fundacional del romanticismo", se llevará a escena 'Norma', de Bellini, cuya obra por excelencia es considerada el ejemplo perfecto de tragedia musical, y bajo la dirección musical de escena de Kevin Newbury, muestra como durante el poder romano en Galia, la gran sacerdotisa Norma viola su voto de castidad con un procónsul romano.

Wagner deja su marca en el programa con 'Siegfried' --dirigido por Joan Pons-- y 'Tristan and Isolde' --por Valery Gergiev--, mientras que Plácido Domingo será el barítono en la versión concierto de 'I due Foscari', de Verdi, junto a la soprano Liudmyla Monastryska.

La gran obra sobre el deseo y la infidelidad amorosa de Mozart, la neoclásica 'Così fan tutte', regresará también al teatro, de la mano de Joan Pons: "Es mucho más que una obra de tesis. Hace reír pero, al cabo de un minuto, esa sonrisa queda helada; ellos son frágiles ante el capricho y el deseo", según Matabosch.

NUEVA CAJA ACÚSTICA

Joan Pons ha anunciado que el ciclo sinfónico se hará durante la próxima temporada en el Liceu, donde se procederá a hacer una caja acústica nueva para poder estrenarla y mejorar la calidad de los conciertos con orquesta, así como los que también incluyen cuerdas y corales.

Roger Guasch ha subrayado que "ya es momento de dar relevancia a la temporada artística del teatro", después de múltiples contactos con la prensa en que ha pesado la situación económica, y ha remarcado el objetivo de potenciar las actividades de la orquesta en el mismo Liceu, y es que los conciertos que se coorganizaban con otras instituciones pasarán de seis a uno, manteniéndose la colaboración con L'Auditori.

OBJETIVO 14-15: "EQUILIBRIO ECONÓMICO"

"El objetivo es alcanzar el equilibrio económico en la temporada 2014-2015" y conseguir unos ingresos por actividad artística de 14,47 millones de euros en concepto de abonos y entradas, 7,05 por mecenazgo --uno de las grandes batallas de Guasch--, 1,67 por otros ingresos --visitas, alquiler de espacios y otros-- y 18,6 de fondos de las administraciones, ha señalado Guasch.

La institución prevé ingresar así 41,81 millones y gastar 41,14, lo que permitiría un superávit de 664.000 euros, según Guasch, que ha señalado que en la próxima temporada no habrá grandes diferencias de precios en las entradas, que, en todo caso, se ajustarán a la baja para superar la ocupación media del 85% en las distintas funciones.

Al inicio de la presentación, el presidente del patronato, Joaquim Liceu, ha subrayado que éste es un día "muy positivo" que pone el foco en las propuestas artísticas, en un momento como el de la crisis actual.