Publicado 24/11/2020 18:47CET

Ceuta hará un "protocolo específico" para Navidad con el fin de evitar "un enero y febrero horribles"

El presidente del Gobierno de Ceuta, Juan Vivas
El presidente del Gobierno de Ceuta, Juan Vivas - GOBIERNO DE CEUTA

CEUTA, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno de Ceuta, Juan Vivas (PP), ha adelantado este martes que su consejero de Sanidad elaborará "un protocolo específico" a partir de las recomendaciones que emita el Consejo Interterritorial de Salud para prevenir la propagación del coronavirus en la ciudad durante las fiestas navideñas y así evitar "unos meses de enero y febrero horribles", aunque ha advertido que "no parece legal" exigir a las personas que quieran cruzar el Estrecho por causas de fuerza mayor la realización previa de una prueba diagnóstica de la covid-19.

"Hay que evitar que las Navidades se conviertan en un factor de riesgo que perjudique gravemente la evolución de la pandemia durante los próximos meses porque muchas voces autorizadas nos dicen que si las cosas no se hacen bien ahora, con el factor de riesgo que supone el invierno, podemos pasar unos meses de enero y febrero horribles", ha advertido el presidente autonómico en rueda de prensa.

Vivas también ha hecho hincapié en los "terroríficos" datos de mortalidad que ha registrado la ciudad en lo que va de noviembre, cuando ha acumulado más fallecimientos por el covid-19 (31) que durante el resto de la pandemia junto (25) hasta el punto de doblar la tasa de decesos atribuidos al coronavirus nacional por cada 100.000 habitantes.

"La evolución es favorable y las restricciones vigentes están funcionado, pero no es concluyente porque no ha pasado el tiempo suficiente para hablar de un cambio sólido de tendencia y nos queda muchísimo camino por recorrer para salir de la zona de extremo riesgo en incidencia acumulada durante los últimos 14 días o en ocupación de camas UCI", ha advertido el líder del Ejecutivo local.

Según Vivas, "no cabe la relajación ni bajar la guardia, pues sería absolutamente irresponsable", sino que, al contrario, "se impone la prudencia y para ello tenemos diseñada una estrategia basada en cuatro ejes: mantener las actuales limitaciones de movilidad y actividad social; extremar las medidas de prevención en las residencias de mayores y con los colectivos vulnerables y esenciales; sostener el incremento de las pruebas que se realizan y el trabajo de rastreo; y analizar a diario cómo evolucionan las distintas variables de contagios y presión hospitalaria para mantener, relajar o intensificar las restricciones", ha enumerado.

El presidente de la Ciudad ha adelantado que el presupuesto de la administración autonómica reservará 23,6 millones de euros, cerca de un 10 por ciento del total, para "seguir atendiendo las necesidades sociales, sanitarias y económicas de la crisis" y ha "valorado" y "agradecido" el apoyo que ya ha comprometido el PSOE al proyecto de cuentas que presentará el PP, con el que no dependerá de los votos de Vox para su aprobación.

Para leer más