Unos 30 inmigrantes aguantan 10 horas en lo alto de la valla de Melilla

Actualizado 22/11/2015 21:40:03 CET

Son devueltos a Marruecos al no haber superado el dispositivo de seguridad, tal y como recoge la nueva ley de Seguridad Ciudadana

MELILLA, 21 Nov. (EUROPA PRESS) -

Una treintena de subsaharianos que llevaban encaramados desde las 8,00 horas en la alambrada de Melilla, a más de seis metros de altura, después de una avalancha de un centenar de subsaharianos a primeras horas de la mañana de este sábado, han desistido de su actitud y tras aguantar diez horas, han bajado de la valla, según han informado a Europa Press fuentes policiales.

Estos 'sin papeles' llevaban en lo más alto de la valla desde que se inició la avalancha, por la zona del puesto fronterizo de Barrio Chino, y se negaban a bajar a pesar de las peticiones que en este sentido les están realizando los agentes de la Guardia Civil, que montaron un importante despliegue para evitar que entren en la ciudad española.

Además de los miembros del Grupo de Reserva de la Guardia Civil, se encontraban en la zona efectivos de los Bomberos, con lonas inflables, y personal sanitario de la Cruz Roja, por si producía alguna caída, dado el fuerte viento que azotaba en esos momentos a Melilla.

Estos inmigrantes han sido devueltos a Marruecos al no haber superado el dispositivo de seguridad, tal y como recoge la nueva ley de Seguridad Ciudadana

La Delegación del Gobierno ha asegurado que únicamente dos subsaharianos han logrado este sábado superar el vallado entre Melilla y Marruecos y acceder a territorio español tras un intento de salto de casi un centenar de inmigrantes por la zona próxima al puesto fronterizo de Barrio Chino.

De los encaramados en la valla, a instancias de la Guardia Civil, cuatro fueron atendidos por los servicios sanitarios y conducidos al Hospital Comarcal de la ciudad. Tres de ellos, por contusiones y magulladuras leves, ya han sido dados de alta y trasladados al CETI melillense, y un cuarto se encuentra ingresado en la UCI con traumatismo craneoencefálico grave. Según ha explicado la portavoz de la Delegación, los cuatro cayeron desde lo alto de una de las vallas, tras ceder la misma a causa del peso.

Esta es la primera gran intentona de entrada de indocumentados por la doble valla que se registrara desde el 11 de octubre de 2015, cuando 30 subsaharianos lograron pasar a Melilla después de una avalancha de 130 de ellos.

Para leer más