Actualizado 21/09/2021 14:37 CET

Antonio Banderas y Mario Casas lanzan THE ICON, su primera fragancia juntos

Dos de los actores más populares y exitosos de nuestro cine vuelven a cruzar sus caminos con una colaboración de lujo con el lanzamiento de su primera colonia juntos
Dos de los actores más populares y exitosos de nuestro cine vuelven a cruzar sus caminos con una colaboración de lujo con el lanzamiento de su primera colonia juntos - CORTESÍA PUIG

Las dos estrellas del cine español vuelven a unirse para presentar un perfume intrépido, creativo, original y natural y confiesan qué es para ellos un icono y qué es lo que más admiran del otro

MADRID, 21 Sep. (CHANCE) -

   Antonio Banderas y Mario Casas han lanzado THE ICON, su primera fragancia juntos. Dos iconos de diferentes generaciones del cine español con visiones del éxito en común. Para ambos, es el resultado de la constancia y el trabajo duro. Sus caminos se han cruzado en muchas ocasiones. De hecho, fue el malagueño quien le dio a Casas su primera oportunidad en el cine con ‘El Camino de los ingleses’ y ahora vuelven a unirse para encarnar dos maneras de ser un icono.

   La nueva fragancia THE ICON es un estimulante soplo de aire fresco desde el primer instante. Después muestra un carácter más intenso y despliega el encanto de su elegancia, pero sabe que hay que terminar por todo lo alto, dejando una huella imborrable. Por eso, se reserva lo mejor para el final: una sensualidad y una intensidad magnéticas. El aroma del éxito.

   Para Antonio, THE ICON supone “un paso más en la evolución y el crecimiento que ha tenido la marca en los últimos 25 años”. Mario ha señalado que “simboliza la unión de dos generaciones en un mismo perfume. Es decir, la juventud que aporta mi generación, con la madurez de la de Antonio. Las dos se combinan perfectamente consiguiendo una fragancia intensa, pero al mismo tiempo fresca y juvenil”.

   El perfume es intrépido, creativo, original y natural, cualidades que encajan perfectamente con las personalidades de estos dos actores de éxito. Banderas se queda con la "naturalidad" como el adjetivo que mejor le define. Casas, en cambio, se considera “una persona muy intrépida, tengo que estar siempre en una posición de abismo constante, de movimiento, tanto en mi vida como en los proyectos en los que me meto. Si no, me aburro, y si entro en esa rueda intento constantemente reinventarme. Si hay proyectos difíciles me tiro de cabeza sin pensarlo, me gusta esa sensación y la necesito”.

   Ambos intérpretes se admiran mutuamente. El actor malagueño destaca “la seriedad y la profesionalidad” de Casas, de quien también alaba su talento. “Trabaja duro y se toma muy seriamente todo lo que hace y los resultados los estamos viendo en cómo está evolucionando su carrera”, ha asegurado. Además, ha señalado que le gusta “su naturalidad, su sentido del humor y tiene cierto punto de ironía que comparto”.

   Por su parte, Mario Casas ha afirmado que “Antonio es un actor del que aprendes muchísimo constantemente y tiene una capacidad de trabajo increíble. Puedo decir que ni en las escuelas se enseñan las cosas que aprendí y sigo aprendiendo con él, y para mí eso es un regalo”. Asimismo, ha destacado que “avanza constantemente, sigue trabajando de forma incansable, superándose cada vez” y confiesa que conseguir lo que ha logrado el actor malagueño “sería como alcanzar un sueño”.

   Ambos actores también tienen sus iconos. Para Mario, el referente de su vida es su madre. “Creo que un icono tiene que ser una persona que de alguna manera deje huella con lo que hace, ya sea a una persona o a una sociedad, y puede venir tanto del ámbito del cine como de cualquier otro sector, pero definitivamente debe dejar una huella. En mi caso mi icono es mi madre. Es alguien que me ha marcado mucho como persona, como ser humano, y lo sigue haciendo hoy en día”, ha confesado el actor.

   Casas siente devoción por su familia. En ese sentido, el actor ha afirmado que son “una piña muy fuerte. No soy una persona de tener muchos amigos, vivo en la montaña con mi perra y me gusta llevar una vida muy tranquila y familiar. Mi familia es en quien confío, los que me han visto en lo mejor y lo peor, así que para mí lo son todo. Son los que me han apoyado desde el principio, los que me empujaron a ser actor y hacer lo que realmente me gusta y por lo que lucho. Mis padres se han volcado en sus hijos, lo han dado todo, se han dejado la vida, por lo tanto, mi respuesta no puede ser otra que devolverles todo lo que me han dado”.

   Picasso es el icono de Antonio Banderas, a quien admira por ser de su tierra y “porque en una época particular de la historia de España en la que eran muy pocos los españoles que se marchaban y se convertían en personajes internacionales, él decidió irse fuera”. Para él, también son referentes “Marlon Brando o directores de cine como Coppola”.

Para leer más