Los cuentos de hadas no existen, solo tu trabajo hará que los sueños se cumplan (VII)

Los cuentos de adas no existen solo el tabajao te hara triunfar
Foto: CORDON PRESS
Actualizado 12/03/2015 10:56:05 CET

MADRID, 12 Mar. (CHANCE) -

   Como todas las semanas el artículo del coach experto en adolescentes Nano López, ya está en CHANCE para ayudarte en todo lo posible con la preparación para el futuro de tus hijos.

   Los cuentos que nos contaban de pequeños sobre princesas y príncipes, parecían irreales hasta que un día, una presentadora de informativos, se convirtió en reina de España. Desde pequeños, siempre nos pusieron como ejemplo la imagen de tener un sueño y nos confirmaron que la "providencia" se encargaría de hacerlo realidad. Cuando crecemos nos damos cuenta de que esto no es así. Los tiempos van cambiando, y aunque "la magia" que Disney nos mostraba no existe, sí que tenemos algo que es incluso más valioso: nosotros mismos y la forma que tenemos de ver nuestro futuro.

   En la adolescencia es complicado tener una visión clara de algo y mucho menos de un futuro que aún lejano. Venimos de los cuentos de niños y sin darnos cuenta nos metemos en una realidad que es absolutamente desconocida y que en muchos casos nos asusta, pero aún así, toca elegir cuando no tenemos nada claro y nos sentimos vulnerables e influenciados.

   A la hora de tomar una decisión hay que tener en cuenta que muchas veces estaremos influenciados por las modas y la tradición. Siempre ha habido modas a la hora de elegir una carrera profesional: si a mediados de los ochenta la moda era estudiar Periodismo o Derecho, en los noventa se puso de moda estudiar informática.

EN BUSCA CONSTANTE DE LA FELICIDAD

   El hombre está constantemente en busca de la felicidad, y la estabilidad emocional es muy importante para conseguirla. Es muy difícil que con 15 años de anticipación sepas encontrar la profesión que pueda asegurar tu futuro profesional. Sin embargo, sí que puedes hacer un trabajo importante: conocerte a ti mismo, conocer tus fortalezas y aprender a tomar decisiones en coherencia entre lo que quieres ser y lo que puedes llegar a ser.

   Nosotros podemos tener un sueño, sin embargo si no sabemos crear una estrategia de cómo ir hacia ello, es difícil poder conseguirlo. Saber desde qué observador estamos mirando, conocer nuestro potencial y descubrir si esto está alineado con lo que queremos. Esto puede ahorrarnos muchas frustraciones en el futuro.

LA MEJOR ESCUELA, TÚ MISMO

   Desde los institutos, universidades, aprendemos conocimientos y capacidades. En nuestras familias aprendemos educación y valores. Sin embargo, la figura de un coaching nos puede ayudar a descubrirnos a nosotros mismos.

   Volviendo a los cuentos sobre príncipes y reyes: "Cuenta la leyenda, que el magoMerlín le dijo a Arturo, tú serás rey de Camelot. Arturo le dijo, ¿y tú como lo sabes?, el mago le respondió, lo sé porque he estado allí. Merlín lo había visualizado." Esta leyenda es base principal de uno de los métodos de diseño de futuro que utilizamos en coaching.

   Permitirnos soñar y visualizar como sería nuestro futuro desde el presente, conociendo nuestros recursos, limitaciones y fortalezas, puede ser un ejercicio que nos ayude a estar más cerca de lo que queremos ser y hacer.

Noticias relacionadas:

1. Cómo ser padre y no dirigir la vida de nuestros hijos.

2. La pregunta como medio de desarrollo. Aprender descubriendo.

3. Escucha y silencio, herramientas desconocidas y altamente poderosas.

4. ¿Heredan nuestros hijos nuestras creencias, miedos, etcétera?

5. Comunicación, arma de doble filo.

6. ¿Cómo nos afecta la visión hacia el futuro?