Actualizado 08/07/2022 18:01

Cinco objetos cósmicos protagonizan las primeras imágenes de Webb

Ilustración del telescopio Webb
Ilustración del telescopio Webb - NASA

   MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Las primeras observaciones científicas del nuevo Telescopio Espacial James Webb, que se publicarán el 12 de julio, incluyen cinco objetos cósmicos.

   Estos objetivos, que se enumeran a continuación, representan la primera ola de imágenes y espectros científicos a todo color que ha recopilado el observatorio, y el comienzo oficial de las operaciones científicas generales de Webb. Fueron seleccionados por un comité internacional de representantes de la NASA, la ESA, la Agencia Canadiense del Espacio y el Space Telescope Science Institute, informa la ESA.

   -- Nebulosa Carina: Es una de las nebulosas más grandes y brillantes del cielo, ubicada aproximadamente a 7.600 años luz de distancia en la constelación austral de Carina. Las nebulosas son viveros estelares donde se forman las estrellas. La Nebulosa de Carina alberga muchas estrellas masivas, varias veces más grandes que el Sol.

   -- WASP-96b (espectro): Se trata de un planeta gigante fuera de nuestro Sistema Solar, compuesto principalmente de gas. El planeta, ubicado a casi 1.150 años luz de la Tierra, orbita su estrella cada 3,4 días. Tiene aproximadamente la mitad de la masa de Júpiter y su descubrimiento se anunció en 2014.

   -- Nebulosa del Anillo Sur: El Anillo Sur, o la nebulosa de "Ocho Explosiones", es una nebulosa planetaria: una nube de gas en expansión que rodea una estrella moribunda. Tiene casi medio año luz de diámetro y se encuentra aproximadamente a 2.000 años luz de la Tierra.

   -- Quinteto de Stephan: A unos 290 millones de años luz de distancia, el Quinteto de Stephan se encuentra en la constelación de Pegaso. Se destaca por ser el primer grupo compacto de galaxias jamás descubierto. Cuatro de las cinco galaxias dentro del quinteto están encerradas en una danza cósmica de repetidos encuentros cercanos.

   --SMACS 0723: Los cúmulos de galaxias masivos en primer plano magnifican y distorsionan la luz de los objetos detrás de ellos, lo que permite una visión de campo profundo tanto de las poblaciones de galaxias extremadamente distantes como de las intrínsecamente débiles.

   El lanzamiento de estas primeras imágenes marca el comienzo oficial de las operaciones científicas de Webb, que continuarán explorando los temas científicos clave de la misión. Los equipos ya han solicitado tiempo para usar el telescopio a través de un proceso competitivo, en lo que los astrónomos llaman su primer "ciclo" o primer año de observaciones.