El busto de Nefertiti es falso

Actualizado 11/05/2009 16:00:32 CET

MADRID, 11 May. (EUROPA PRESS) -

El famoso busto de Nefertiti, que se creía databa de hace 3.400 años, parece ser simplemente una falsificación, de acuerdo con un experto en Historia del Arte. Henri Stierlin, que se ha pasado estudiando esta cuestión 25 años, ha concluido que el busto de la bella fararona egipcia corresponde a una copia de 1912.

A su juicio, el busto fue realizado siguiendo las órdenes del arqueólogo alemán Ludwig Borchardt, a quien se atribuye el hallazgo de este tesoro en las orillas del Nilo. Un portavoz del Neues Museum de Berlín, donde se exhibe el célebre busto, delcinó realizar comentarios, informa la BBC.

Egipto ha reclamado el retorno del busto desde que fue trasladado para su exhibición a Berlín en 1923. El suizo de nacimiento Stierlin, autor de varios libros sobre Egipto y Oriente Medio, declaró: "parece crecientemente improbable que el busto sea original".

Stierlin explicó que Corchardt intentó reproducir un retrato escultórico de la reína ataviada con un lazo de cuello que el sábía que le había pertenecido y también aplicó pruebas de color con antiguos pigmentos encontrados en la excavación.

El historiador basó sus hallazgos sobre la falsificación en varios detalles, incluyendo el hecho de que no tenía ojo izquierdo, "lo que es un insulto para un antiguo egipcio, que creía que la estatua era la persona misma".

El señaló también que los hombros estaban cortados verticalmente mientras los egipcios lo hacían de forma horizontal, y las facciones de Nefertiti eran acentuadas siguiendo un estilo más propio del Art Nouveau.

Stierlin señaló que era imposible datar de forma científica el busto porque está hecho de piedra cubierto de yeso, donde los pigmentos hallados eran realmente antiguos.

Además afirmó que arqueólogos franceses presentes en la excavación nunca mencionaron este hallazgo, ni tampoco se hizo en recuentes escritos posteriores. Stierlin añade que el arqueólogo "nunca se tomó la molestia de realizar una descripción, lo que es asombroso tratándose de un trabajo excepcional hallado intacto".

Pero a principios de este año, documentos de nueva publicación sugirieron que Borchardt utilizó artimañas para pasar de contrabando el busto de vuelta a Alemania. De acuerdo con esos documentos, registró el busto entre sus hallazgos en Egipto, pero lo describió como una pieza de yeso sin ningún valor y que encontró en una caja.

El Neues Museum, que actualmente está cerrado, reabrirá en octubre, con una nueva sala dedicada al busto de Nefertiti.