Publicado 08/01/2014 18:52CET

Una erupción solar retrasa un lanzamiento a la ISS

Primera Erupción solar importante en 2014
NOAA

MADRID, 8 Ene. (EUROPA PRESS) -

La NASA ha registrado este martes la primera erupción solar importante de 2014. La llamarada solar ha sido clasificada de intensidad X (la categoría más alta de la escala). Ante este evento, la agencia espacial estadounidense ha decidido retrasar el lanzamiento del carguero privado Cygnus, que estaba preparado para viajar, este miércoles, a la Estación Espacial Internacional (ISS).

Según han explicado los expertos del Centro de Predicción de Clima Espacial (NOAA), la erupción surgió de la enorme mancha solar 'AR1944', que es "una de las más grandes que se han visto en los últimos 10 años". En días anteriores, se habían producido una serie de tormentas solares de nivel medio, de ahí que los científicos de NOAA llevaran semanas dirigiendo su mirada hacia esta mancha y a su trayectoria.

De hecho, antes de la fuerte erupción de clase X, se había producido, en la mañana del mismo martes una llamarada de clase M (la segunda más intensa), después de que el Sol experimentara un aumento de su actividad.

Sin embargo, la NASA ha querido tranquilizar a la sociedad informando de que esta tormenta solar no representa una amenaza para los astronautas que viven actualmente en la ISS. Así, la tripulación no tendrá que tomar ninguna medida para guarecerse de la radiación de la llamarada solar.

Sin embargo, la agencia espacial ha preferido no enviar la nave de carga que estaba previsto que despegara este miércoles con destino a la módulo espacial. "La actividad de flujo solar que tuvo lugar el martes llevó a un aumento del nivel de radiación más allá de lo que el equipo de ingeniería de Antares (el cohete que porta la nave) había previsto", ha señalado la NASA en un comunicado.

"Durante la noche, los ingenieros de Orbital (la empresa privada constructora del carguero) ha llevado a cabo un análisis de los niveles de radiación, pero el equipo de Antares decidió posponer el lanzamiento y examinar en más detalle los posibles efectos de la radiación espacial en el cohete", ha añadido.