Actualizado 23/10/2015 19:15 CET

Subastado en 1,6 millones de dólares el único reloj no oficial usado en la Luna

Bulova usado en la Luna
RR AUCTION

   MADRID, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El único reloj usado en la superficie de la Luna de propiedad privada ha sido subastado por más de 1,6 millones de dólares, una cifra récord para una pieza relacionada con los astronautas.

   El reloj marca Bulova, que el comandante del Apolo XV, David Scott, usó durante la exitosa cuarta misión del aterrizaje lunar de la NASA en 1971, fue vendido por la casa de subastas RR de Boston por nada menos que 1.625.000 dólares un empresario de Florida que deseó permanecer en el anonimato. Según la casa de subastas, se trata de un coleccionista especializado en objetos únicos.

   La puja, que se abrió en 50.000 dólares el 15 de octubre, terminó la noche del 22 de octubre, con una subasta en vivo donde el ganador y otros oferentes compitieron participando por teléfono, informa Space.com.

    En la década de 1960, la NASA entregó relojes Omega Speedmaster a los astronautas del Apolo para llevar en sus misiones. Al final del programa, en 1973, la agencia espacial transfirió los cronógrafos al Museo Smithsonian, donde la mayoría de ellos aún se mantienen en la actualidad.

   Scott llevaba el Omega en sus dos primeros paseos espaciales, durante los que se convirtió en la primera persona en conducir un vehículo en la Luna. En algún momento durante su segunda salida, sin embargo, el cristal que cubría el rostro de la Speedmaster se desprendió y se perdió.

   Afortunadamente para Scott, había incluido un reloj Bulova entre sus objetos personales, que usó para su tercera y última caminata lunar. Usó este nuevo reloj durante el resto de la misión Apolo 15, hasta su amerizaje en la Tierra.

   El reloj, y la correa de velcro manchada de polvo lunar con que lo fijó a su traje espacial, fue depositado en el interior de una caja de seguridad durante 40 años. En 1996, un cuarto de siglo después de su misión Apolo 15, de Scott dijo erróneamente a un investigador que el reloj fue fabricado por Waltham, un error que se corrigió cuando fue a recuperar el reloj para presentarlo a la subasta.

Para leer más