Un dibujo hecho por humanos hace 73.000 años, hallado en Sudáfrica

Trazas lineales en la lasca hallada en la cueva Blombos
D'ERRICO/HENSHILWOOD/NATURE
Actualizado 12/09/2018 19:06:17 CET

   MADRID, 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Tres líneas rojas con líneas cruzadas y seis líneas separadas, dibujadas intencionalmente sobre una lasca de roca lisa hace 73.000 años, es el último hallazgo en la cueva Blombos de Sudáfrica.

   Este dibujo abstracto se convierte por mucho en el más antiguo conocido, ya que precede a dibujos hallados anteriormente en África, Europa y el sudeste asiático en al menos 30.000 años.

   El dibujo fue un hallazgo sorprendente del arqueólogo Luca Pollarolo, investigador honorario de la Universidad de Witwatersrand (Wits), en Sudáfrica, mientras examinaba minuciosamente miles de lascas de piedra similares que fueron excavadas en la cueva de Blombos en un laboratorio de dicha universidad.

   La cueva de Blombos fue excavada por el profesor Christopher Henshilwood y la doctora Karen van Niekerk desde 1991. Contiene material que data de 100.000-70.000 años atrás, un periodo de tiempo conocido como la Edad de Piedra Media, así como material más joven de la Edad de Piedra posterior, que data de hace 2.000-300 años.

   Henshilwood tiene una Cátedra de Investigación en la Universidad de Witwatersrand en Sudáfrica y es director de un Centro de Excelencia recientemente otorgado en el Centro para el Comportamiento de Early Sapiens (SapienCE) de la Universidad de Bergen. Van Niekerk es investigador principal en SapienCE. Los hallazgos del equipo se detallan en la revista 'Nature'.

   Al darse cuenta de que las líneas en la lasca no se parecían a nada que el equipo había encontrado antes en la cueva, se dispusieron a responder a las preguntas que planteaba. ¿Estas líneas eran naturales o una parte de la matriz de la roca? ¿Acaso fueron creadas por humanos que vivían en la cueva de Blombos hace 73.000 años? Si los humanos hicieron las líneas, ¿cómo las hicieron, y por qué?

   Bajo la guía del segundo autor del artículo, el profesor Francesco d'Errico, en el laboratorio PACEA de la Universidad de Burdeos, Francia, el equipo examinó y fotografió la pieza bajo un microscopio para establecer si las líneas eran parte de la piedra o si se hicieron. Para garantizar sus resultados, también examinaron la pieza mediante el uso de espectroscopía RAMAN y un microscopio electrónico.

   Después de confirmar que las líneas se hicieron intencionalmente, el equipo experimentó con varias técnicas de pintura y dibujo y descubrió que los dibujos se hicieron con un lápiz ocre, con una punta de entre 1 y 3 milímetros de grosor. Además, la terminación abrupta de las líneas en el borde de la escama también sugirió que el patrón originalmente se extendía sobre una superficie más grande, y puede haber sido más complejo en su totalidad.

   "Antes de este descubrimiento, los arqueólogos paleolíticos se han convencido durante mucho tiempo de que los símbolos inequívocos aparecieron por primera vez cuando el 'Homo sapiens' entró en Europa, hace unos 40.000 años, y más tarde sustituyó a los neandertales locales --dice Henshilwood--. Recientes descubrimientos arqueológicos en África, Europa y Asia, en los que los miembros de nuestro equipo a menudo han participado, respaldan un surgimiento mucho más temprano de la producción y el uso de símbolos".

USO DE DIFERENTES TÉCNICAS PARA SIGNOS SIMILARES EN DISTINTOS MEDIOS

   El primer grabado conocido, un patrón en zigzag, inciso en una concha de agua dulce de Trinil, en Java, se encontró en capas fechadas hace 540.000 años y un artículo reciente ha propuesto que representaciones pintadas en tres cuevas de la Península Ibérica eran de hace 64.000 años y, por lo tanto, producidas por los neandertales. Esto hace que el dibujo de la escama de silicio de Blombos sea el dibujo más antiguo atribuido al 'Homo sapiens'.

   Aunque las representaciones abstractas y figurativas son generalmente consideradas indicadores concluyentes del uso de símbolos, es complicado evaluar la dimensión simbólica de los grafismos más antiguos posibles. Los símbolos son una parte inherente de nuestra humanidad y pueden inscribirse en nuestros cuerpos en forma de tatuajes y escarificaciones o cubrirlos mediante la aplicación de ropas especiales, adornos y la forma en que adornamos nuestro cabello.

   El lenguaje, la escritura, las matemáticas, la religión y las leyes no podrían existir sin la capacidad típicamente humana de dominar la creación y transmisión de símbolos y la capacidad de encarnarlos en la cultura material. Se ha logrado un progreso sustancial en la comprensión de cómo nuestro cerebro percibe y procesa diferentes categorías de símbolos, pero nuestro conocimiento sobre cómo y cuándo los símbolos permearon permanentemente la cultura de nuestros antepasados todavía es impreciso y especulativo, según los investigadores.

   La capa arqueológica en la que se encontró el dibujo de Blombos también produjo otros indicadores de pensamiento simbólico, como cuentas de concha cubiertas con ocre, y, más importante aún, pedazos de ocres grabados con patrones abstractos. Algunos de estos grabados se parecen mucho al dibujado en la lasca de silcreta.

   "Esto demuestra que los primeros 'Homo sapiens' en el Cabo meridional utilizaron diferentes técnicas para producir signos similares en distintos medios --subraya Henshilwood--. Esta observación respalda la hipótesis de que estos signos eran de naturaleza simbólica y representaban un aspecto inherente al mundo conductualmente moderno de estos 'Homo sapiens' africanos, los antepasados de todos nosotros en la actualidad".