Pruebas de que el rey bíblico Balak fue una figura histórica

Pruebas de que un rey bíblico fue una figura histórica
WIKIMEDIA COMMONS - Archivo
Publicado 06/05/2019 10:16:54CET

   MADRID, 6 May. (EUROPA PRESS) -

   El rey bíblico Balak puede haber sido una figura histórica, según una nueva lectura de la Estela de Mesha, una piedra inscrita que data de la segunda mitad del siglo noveno antes de Cristo.

   Un nombre en la línea 31 de la estela, que antes se pensaba que decía 'Casa de David', podría ser traducida como 'Balak', un rey de Moab mencionado en la historia bíblica de Balaam (Libro de los Números 22-24), dice un equipo liderado por el arqueólogo Israel Finkelstein en un artículo publicado en Tel Aviv: The Journal of the Institute of Archaeology of Tel Aviv University.

   La Estela de Mesha fue encontrada en el siglo XIX en las ruinas de la ciudad bíblica de Dibon en Moab (actual Jordania), y ahora se encuentra en el Louvre. La inscripción de la piedra cuenta la historia de la expansión territorial y los esfuerzos de construcción del rey Mesha de Moab, a quien se menciona en la Biblia. La estela se rompió en el siglo XIX y faltan partes de ella, pero trozos de esas partes se conservan en una copia inversa de la inscripción hecha antes de que se rompiera la estela.

   Los autores estudiaron nuevas fotografías de alta resolución de la compresión y de la estela en sí. Estas nuevas imágenes dejaron en claro que hay tres consonantes en el nombre del monarca mencionado en la Línea 31, y que la primera es la letra hebrea beth (un sonido 'b').

   Aunque las otras letras están erosionadas, el candidato más probable para el nombre del monarca es 'Balak', dicen los autores. La sede del rey al que se hace referencia en la Línea 31 estaba en Horonaim, un lugar mencionado cuatro veces en la Biblia en relación con el territorio moabita al sur del río Arnon. "Por lo tanto, Balak puede ser una personalidad histórica como Balaam, quien, antes del descubrimiento de la inscripción de Deir Alla, era considerada como una figura 'inventada'", sugieren.

   "Las nuevas fotografías de la Estela de Mesha y la compresión indican que la lectura 'Casa de David', aceptada por muchos estudiosos durante más de dos décadas, ya no es una opción", concluyen los autores. "Con la debida precaución, sugerimos el nombre del rey moabita Balac, quien, de acuerdo con la historia de Balaam de los Números 22-24, buscó traer una maldición divina sobre el pueblo de Israel.

   "Esta historia se escribió más tarde que la época del rey moabita a la que se hace referencia en la Estela de Mesha. Sin embargo, para dar un sentido de autenticidad a su historia, su autor debe haber integrado en la trama ciertos elementos tomados de la realidad antigua, incluidos dos nombres personales: Balaam y Balak ".

Contador