Actualizado 11/03/2015 20:39 CET

El acusado de matar a su mujer en Jávea declaró a la Policía que se lo "merecía"

ALICANTE, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

El hombre encarcelado por el homicidio de su mujer en Jávea (Alicante) confesó en su declaración policial los hechos y justificó la agresión, según han confirmado a Europa Press fuentes próximas a la investigación. El sospechoso, de 39 años, aseguró que la víctima "merecía" que la golpeara porque momentos antes le había reprochado que no le ayudara a subir a la vivienda unas bolsas con compra.

Los hechos ocurrieron el 1 de marzo en un domicilio de la Avenida Juan Carlos I de Jávea, donde convivía el matrimonio junto a dos hijos menores y la madre de ella. El presunto maltratador utilizó una sartén para golpear brutalmente en la cabeza a su mujer, también marroquí y de 43 años. La agredida fue evacuada en ambulancia hasta el Hospital Comarcal de Dénia, donde ingresó en coma y falleció el pasado lunes.

El detenido confesó a los agentes de la Guardia Civil que había golpeado a su compañera sentimental, aunque no dio muestra alguna de arrepentimiento, según las fuentes consultadas. Al contrario, justificó su actuación y aseguró que ella se "merecía" los golpes recibidos. En esa línea, expresó el enfado que sintió cuando la mujer le recriminó que no le hubiera ayudado a subir unas bolsas con compra del coche hasta el piso.

La madre de la víctima explicó por su parte a los investigadores que su yerno asió violentamente a su hija en el salón y la arrastró hasta una habitación, donde comenzó a golpearla repetidamente. De hecho, fue esta testigo quien bajó hasta la calle para pedir ayuda.

La testigo asegura que ella nunca había presenciado con anterioridad en persona episodios de malos tratos, pero cree que sí los había habido. En cualquier caso, no existían denuncias previas, como confirmó ayer martes el delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Serafín Castellano.