Publicado 10/08/2021 15:59CET

El Grau de Gandia contará en un mes con un nuevo tanque de tormentas contra inundaciones

El Grau de Gandia contará en un mes con un nuevo tanque de tormentas contra inundaciones
El Grau de Gandia contará en un mes con un nuevo tanque de tormentas contra inundaciones - ALEXOLTRA

   VALÈNCIA, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El Grau de Gandia (Valencia) contará en un mes con un nuevo tanque de tormentas contra inundaciones. El alcalde, Jose Manuel Prieto, ha visitado este martes la ejecución de los últimos detalles de la obra de construcción acompañado el vicealcalde de Gandia, Josep Alandete; el regidor Miguel Ángel Picornell, el CEO de Aguas de Valencia, Dionisio García Comín e integrantes de la empresa encargada de la construcción de la infraestructura.

   Las obras, que quedarán terminadas en un plazo aproximado de 1 mes, han contado con una inversión de 1.220.436,15 euros y han consistido en la construcción de un depósito de 1.600 m3 de capacidad Anti Descargas de Sistemas Unitarios (DSU), para recoger, contener y almacenar las aguas pluviales en la zona.

   La construcción de este depósito está incluida en el Plan Director de Alcantarillado desarrollado por Actuacions Ambientals Integrals, y busca evitar el vertido de aguas mixtas pluviales y residuales al medio natural, mediante la intercepción del colector de 1500 milímetros de diámetro el aliviadero existente en la zona de la Antigua EDAR del Grau de Gandia.

   El volumen del depósito se ha calculado para garantizar la retención superior al 75% de la masa contaminante movilizada por la lluvia.

   El agua se almacenará en el depósito hasta que las condiciones de evacuación de la red así lo aconsejen, momento en que se vaciará el depósito por medio de una bomba que elevará el caudal a un colector que desaguará por gravedad en el colector de Venecia para ser impulsada a la EDAR La Safor-Gandia.

   Tras la visita, José Manuel Prieto ha agradecido a Actuaciones Ambientals Integrals, Aguas de Valencia y la empresa constructora la ejecución de la obra a pesar de los inconvenientes provocados por la pandemia.

   "Esta infraestructura supone un paso más allá, ya que, por una parte, discrimina el agua separando la que está contaminada y evitando su vertido al río Serpis y la zona de la playa de Venecia, y por el otro, contribuye a paliar el problema de las inundaciones que en zonas como la nuestra está provocando el cambio climático", ha subrayado el primer edil.

   El alcalde ha recordado que esta actuación, incluida dentro del Plan Director, incrementa "sustancialmente" la capacidad hidráulica del sistema de alcantarillado de la playa de Gandia, que actualmente cuenta con los tanques existentes en la calle Sant Jordi, junto al Hotel Tres Anclas y en la plaza de Navarra e incidido en que finalizado el verano comenzarán los trabajos de construcción del colector de pluviales de 11.000 metros cúbicos de capacidad en el parque Clot de la Mota que darán trabajo a 40 personas y que supone una inversión cercana a los 9 millones de euros.

"REFERENTE NACIONAL"

   Finalmente, Dionisio García Comín, destacó que "Gandia es un referente nacional dentro del tratamiento del ciclo integral del agua". "Ya damos por sentado que abrimos un grifo y sale agua pero detrás de ese gesto hay una infraestructura inmensa que ha costado décadas desarrollar. Ahora afrontamos el reto del tratamiento del agua que puede contaminar el entorno y avanzamos en su reutilización", ha aseverado.

   "El camino marcado está claro y sabemos cuales son las prioridades. Estas infraestructuras están escondidas, no se ven pero son esenciales para el día a día", ha finalizado el responsable de Aguas de Valencia.

   Las dimensiones interiores del depósito Anti-DSU son 28 x 15 metros y una altura libre de 5,2 metros. Está formado por muros pantalla de 0,6 metros de espesor y 16 m de longitud. La solera del depósito es de 0,8 metros de espesor con una pendiente longitudinal del 1 % para facilitar labores de limpieza y vaciado del depósito. La losa de cubrición del depósito tiene 0,35 metros de espesor.

   El depósito tiene un alivio de emergencia, que cuando la cota del agua alcance la cota del labio del vertedero situada a 1,8 metros sobre nivel del mar (cota máxima del agua en el depósito), el depósito comenzará a aliviar el agua decantada por el colector actual que alivia al medio receptor.

   El nuevo depósito dispone de un equipo de retención de sólidos, para retener al material arrastrado por las primeras lluvias, formado por una pantalla deflectora anti-flotantes en lámina de poliester reforzado con fibra de vidrio de 10 mm de espesor y 1 metro de altura, que ante una lluvia muy intensa, si la reja acumula muchos sólidos se abate no permitiendo que el sistema entre en carga. La reja es de acero inoxidable con paso 3-8 centímetros y una altura de 600 milímetros.

Para leer más