Roban un coche en Elche, lo usan para ir a Murcia a atracar dos establecimientos y le prenden fuego al volver

Policía Nacional
CNP - Archivo
Publicado 09/12/2018 10:48:43CET

ALICANTE, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Elche a dos personas de 51 y 44 años de edad por presuntamente haber robado un coche a punta de navaja en Elche, con el que se desplazaron hasta la ciudad de Murcia, donde atracaron dos establecimientos. Tras estos hechos regresaron de nuevo a Elche y prendieron fuego al vehículo para no dejar pruebas, quedando totalmente calcinado.

Los hechos se remontan al mes de mayo, cuando los ahora detenidos, presuntamente se acercaron a una chica que acababa de aparcar su coche y con un cuchillo de grandes dimensiones le amenazaron para que les entregara las llaves de su vehículo. Además también le robaron el bolso y huyeron del lugar, según ha informado la Jefatura en un comunicado.

Posteriormente, con ese mismo coche se desplazaron a la ciudad de Murcia. En un primer momento intentaron atracar un establecimiento cuando su propietaria iba a abrirlo. Si bien la víctima se percató de la actitud sospechosa de los detenidos que se encontraban dentro del vehículo con guantes y pasamontañas. Así que cuando la propietaria del negocio accedió al mismo, se cerró por dentro, no pudiendo los presuntos atracadores acceder al mismo, y huyeron a toda prisa del lugar.

Al frustrarse su primer intento se desplazaron hasta otro establecimiento del mismo tipo que ya estuviera abierto, y con un cuchillo de grandes dimensiones amenazaron a la dependienta, tras lo que robaron el contenido de la caja y gran cantidad de cajetillas de tabaco. Con ello consiguieron un botín de 300 euros en efectivo y más de 2.000 euros en tabaco.

Tras realizar el asalto huyeron del lugar, y regresaron a Elche, donde prendieron fuego al vehículo con el fin de hacer desaparecer los indicios que en el mismo hubieran quedado y dificultar así su identificación. El vehículo quedó totalmente calcinado.

A partir de ese momento comenzó una investigación del Grupo I de la Policía Judicial de Elche, que en cooperación con agentes especialistas de la Brigada de Policía Científica de esta ciudad, recuperaron los vestigios y pruebas necesarias para conseguir finalmente la identificación de los presuntos culpables. Una vez identificados fueron localizados, dándose la circunstancia de que ambos se encontraban internos en una prisión cumpliendo condena por otros hechos.

Los agentes de la Policía Nacional les imputaron tres delitos de robo con violencia, uno en grado de tentativa y un delito de daños. El Juzgado de Elche que entendía del asunto decretó que ambos continuaran en prisión.