Actualizado 17/06/2016 12:04 CET

Detenido el dueño de dos perros que atacaron a dos ciclistas en Dénia

315573.1.644.368.20160617112730
Vídeo de la noticia

ALICANTE, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido al dueño de dos perros que el pasado día 24 de mayo atacaron a dos ciclistas que circulaban por la carretera de las Marinas de Dénia (Alicante), produciéndoles lesiones graves por mordeduras, según ha informado Jefatura en un comunicado.

Las dos víctimas fueron un hombre de 70 y una mujer de 44 años que circulaban con sus bicicletas cuando se vieron sorprendidos por los animales. La primera víctima fue la mujer. Ambos canes arremetieron contra ella ocasionándole lesiones graves en una de sus piernas.

Cuando la mujer logró escapar, los perros cruzaron la carretera y atacaron a la segunda víctima, produciéndole mordeduras de "gravedad considerable" en su brazo izquierdo, llegando incluso a morderle en el casco del ciclista, provocando la fractura del mismo.

La colaboración de un conductor de autobús evitó que las lesiones fueran mayores. Cuando la mujer fue atacada por los animales, fue socorrida por un conductor de autobús, quien utilizando una escoba a través de una ventanilla, golpeó a los perros hasta que la víctima logró zafarse de ellos e introducirse en el autocar.

Finalmente, el dueño de los animales, que se encontraba en el lugar, llamó a los perros, que inmediatamente interrumpieron el ataque dirigiéndose junto a su amo, quien "en lugar de ayudar a los heridos, se dio a la fuga", ha destacado la Policía.

Agentes de la Policía Nacional recibieron aviso de los hechos y acudieron al lugar, donde auxiliaron a las víctimas e iniciaron las primeras actuaciones para identificar al dueño de los perros.

Posteriormente, se inició una investigación por parte de la Brigada de Policía Judicial de Dénia, que culminó con la detención del dueño de los perros el pasado miércoles, al que se le imputa un delito de lesiones por imprudencia.

El detenido, un joven de 30 años de edad, estaba en el momento de la detención en compañía de uno de los perros que cometió el ataque. El animal quedó bajo supervisión de la protectora de animales de la localidad de Denia.

Fruto de la investigación policial, los agentes también pudieron averiguar que el autor, inmediatamente después de ocurrir los hechos, se deshizo del otro can, que dejó en la protectora de la localidad de Elda para evitar levantar sospechas y ser detenido, según la Policía.

Para leer más