La Unió ve un "disparate" las reducciones del IRPF para el sector primario y AVA-ASAJA critica "disparidad" de criterios

El Gobierno reduce el IRPF a agricultores afectados en 2018 por situaciones excepcionales desfavorables
LA UNIÓ - Archivo
Publicado 30/04/2019 19:07:10CET

VALÈNCIA, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Unió de Llauradors considera un "disparate" las reducciones fiscales publicadas en el BOE este martes para el sector primario y asegura que crean un "claro agravio entre productores y localidades", mientras que AVA-ASAJA han asegurado que es "positiva" la rebaja de módulos pero han lamentado "la disparidad de criterios y la omisión de algunas poblaciones y cultivos".

Así se han manifestado las dos principales asociaciones del campo valenciano al respecto de la orden del Ministerio de Hacienda por la que se reducen para el período impositivo 2018, los índices de rendimiento neto aplicables en el método de estimación objetiva del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas para las actividades agrícolas y ganaderas afectadas por diversas circunstancias excepcionales.

Ambas organizaciones critican la "disparidad de criterios" para el establecimiento de esta rebaja de módulos: AVA-ASAJA considera que "las variaciones en la citada rebaja recogen un amplio espectro que oscila, en función de las poblaciones, del 0,18 hasta el 0,05"; mientras que para la Unió la orden incluye diferencias ilógicas en los módulos entre agricultores de pueblos vecinos que tienen la misma orientación productiva y han sufrido pérdidas de ingresos por las mismas causas.

De hecho, para el secretario general de la Unió, Carles Peris, es "un disparate" que en el caso de los cítricos "se haga una reducción diferente para mandarina o para naranja". "Por ejemplo Alcàntera de Xúquer tiene una reducción en mandarina -y no en naranja- de 0,13 y en Beneixida, Càrcer o Cotes que están al lado, de 0,05. Lo mismo ha sucedido en otros cultivos como el olivo o almendro en la mayor parte de zonas", ha manifestado.

"El Ministerio parece publicar las localidades con reducción de módulos de una forma aleatoria y arbitraria, pues no se entiende pese a nuestra reivindicación permanente como un pueblo tiene uno y el de al lado con las mismas características y siniestros climatológicos sufridos otro diferente", ha denunciado Peris, quien espera "se rectifiquen estos errores".

Asimismo, desde la Unió, han considerado que las reducciones "llegan muy tarde" y son "de nuevo totalmente incoherentes y crean agravios comparativos entre productores según su lugar de empadronamiento y cultivo".

Por ello, han exigido que rectifique esta orden para que deje de ser incongruente, recoja la realidad fiscal agraria valenciana del 2018 y tenga en cuenta lo que ha expresado esta organización en las diferentes reuniones con las Direcciones Territoriales de la Conselleria de Agricultura, en las que hizo constar que "el mismo cultivo y para toda la zona productora tuvieran el mismo módulo", cuestión que no se ha tenido en cuenta y así la disparidad es evidente a tenor de lo publicado.

En este sentido, han solicitado a todos los Ayuntamientos afectados y a todos los partidos políticos con representación en Les Corts que muevan ficha y contribuyan a este objetivo porque el desastre es evidente.

"OLVIDOS IMPERDONABLES"

Desde la Unió consideran que la rebaja fiscal del Gobierno contiene "olvidos imperdonables" en las reducciones fiscales como es el caso de la uva de vinificación y en especial para la comarca de Utiel-Requena donde "ningún término municipal tiene reducción para ningún cultivo a pesar de sufrir innumerables adversidades climatológicas".

También han criticado que no haya reducción en la cereza en las principales zonas productoras "salvo alguna localidad aislada" o que "la mayor parte de hortalizas también se quedan fuera, así como el arroz o los sectores más importantes de la ganadería valenciana como son el avícola y el porcino".

Con carácter general, únicamente hay reducciones en lo publicado en el BOE para todos los términos municipales de la Comunitat Valenciana en las explotaciones de cítricos (0,18), en las explotaciones ganaderas de apicultura (0,18) y de bovino de leche (0,18).

En la provincia de Castellón tienen reducción generalizada en todos los términos municipales, excepto en los que se detallen un índice inferior, los cereales (0,18) y el olivo (0,13). Ninguna de las otras dos provincias tiene una reducción generalizada para todas sus poblaciones.

REDUCCIONES POR LA XYLELLA

Sólo tienen reducciones más o menos generalizadas geográficamente el caqui en las comarcas productoras de Valencia (no el del interior de Castellón), el níspero en la Marina Baixa o la almendra en las zonas afectadas por la Xylella.

Sin embargo, en cuanto a la Xylella LA UNIÓ critica que el Ministerio de Hacienda no haya sido capaz de establecer ni siquiera un módulo cero para los productores afectados en las comarcas alicantinas que han perdido su cultivo y producción y todavía les ponen un módulo de 0,05 igual como en algunas localidades de la Comunitat donde no está la bacteria.

AVA-ASAJA: "ESPECIALMENTE DESTACABLE" LA REDUCCIÓN DE CÍTRICOS

Por su parte, AVA-ASAJA ha considerado "especialmente destacable" el hecho de que el gobierno haya establecido con carácter nacional y general una reducción para el sector de cítricos del 0,26 al 0,18 pero lamenta, al mismo tiempo, la disparidad de criterios empleada a la hora de aplicar esa mejora fiscal en los distintos municipios, ya que las variaciones en la citada rebaja recogen un amplio espectro que oscila, en función de las poblaciones, del mencionado 0,18 hasta el 0,05.

Con todo, AVA-ASAJA ha manifestado que el Ejecutivo "reconoce abiertamente a través de un comunicado del Ministerio de Agricultura, que la minoración de los módulos tiene por objeto paliar la difícil coyuntura por la que atraviesa el sector citrícola".

Por otra parte, la organización agraria ha criticado la "omisión de determinados cultivos como posibles beneficiarios de la reducción de los módulos, de tal manera que las producciones de caqui o de frutales de verano de algunas poblaciones valencianas se han visto excluidas de la rebaja, mientras que en otros términos municipales esos mismos cultivos sí podrán acogerse a las ventajas fiscales establecidas por el gobierno".

En este sentido, el presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, entiende que "la diversidad de nuestros cultivos no ha sido debidamente recogida en la orden del Ministerio de Hacienda". "Vemos que vuelven a repetirse algunos de los vicios y errores de otros años, lo que pone de manifiesto que sigue faltando mayor objetividad en los informes que realiza la conselleria de Agricultura y que posteriormente traslada a Madrid para la confección de estas disposiciones".

Finalmente, ha apuntado Aguado que "para evitar este tipo de omisiones y carencias es preciso disponer de una actualización detallada y pormenorizada del registro sobre la situación de todos los cultivos en cada término municipal".

Contador