La Fundación María Cristina Masaveu Peterson abre un nuevo espacio que combina a Goya y Sorolla con Plensa y Muñoz

Publicado 03/10/2019 17:37:53CET
La Fundación María Cristina Masaveu Peterson abre al público, desde este viernes 4 de octubre, su nuevo espacio expositivo en Madrid, cerca del Paseo del Arte
La Fundación María Cristina Masaveu Peterson abre al público, desde este viernes 4 de octubre, su nuevo espacio expositivo en Madrid, cerca del Paseo del Arte - FUNDACIÓN MARÍA CRISTINA MASAVEU PETERSON

El espacio se inaugura con la exposición 'Pintura española del siglo XIX. De Goya al modernismo'

   MADRID, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La Fundación María Cristina Masaveu Peterson abre al público, desde este viernes 4 de octubre, su nuevo espacio expositivo en Madrid, cerca del Paseo del Arte, que busca "hacer una aportación a todo el mapa de pintura que se expone en la capital", con una combinación de obras contemporáneas de Blanca Muñoz o Jaume Plensa, en convergencias con la exposición 'Pintura española del siglo XIX. De Goya al modernismo', como ha explicado a Europa Press el comisario de la muestra, Javier Barón.

   En concreto, el espacio se inaugurará con una selección de 117 obras, 80 de ellas de la Colección Masaveu y el resto propiedad de la Fundación, que giran en torno a uno de "los núcleos más interesantes de sus colecciones como lo es el siglo XIX, el periodo fundador de la modernidad", ha asegurado el también jefe de Conservación de Pintura del Siglo XIX del Museo del Prado.

   Al respecto, ha indicado que esta es una "buena ocasión para mostrar, del mejor modo, la pintura del siglo XIX que sigue necesitada de un mayor conocimiento". "Es un siglo que, después del Siglo de Oro y luego Goya y Picasso, queda un espacio que hay que ver y conocer bien", ha agregado.

   En este sentido, ha subrayado que "no se puede decir que este nuevo espacio compite con otros museos". "Se puede hablar de complemento, porque hay obras que se ven aquí de un modo continuo y pueden confrontar con otras obras que hay en el Prado, el Reina Sofía, el Museo Romántico o el Sorolla", ha añadido.

   Así, la muestra incluye piezas de pintores destacados como Francisco de Goya, Federico de Madrazo, Eduardo Rosales, Mariano Fortuny, Martín Rico, Aureliano de Beruete, Carlos de Haes, Fernando Álvarez de Sotomayor, Joaquín Sorolla -presente con 25 piezas-, Ignacio de Zuloaga, Darío de Regoyos -con la última obra que pintó-, Ramón Casas, Santiago Rusiñol, Isidro Nonell o Hermén Angada Camarasa, entre otros.

   Barón ha destacado que "es una muestra bastante elocuente y exhaustiva", que empieza con Goya y la ilustración, continúa con una sección sevillana, sigue con paisajes realistas y naturalistas, pasa por la pintura de costumbres, y se extiende hasta el modernismo y el postmodernismo catalán.

   Entre otras cosas, el comisario ha señalado que la variedad de las pinturas de Sorolla "es uno de los aspectos más destacables de la exposición, en la que se podrán apreciar "los distintos juegos de luces y colores de acuerdo a su espacio y tiempo"; mientras que "Hermén Angada Camarasa es el segundo pintor mejor representado".

UNA INVITACIÓN AL RECOGIMIENTO

   El espacio de la fundación, cuyo periodo de puertas abiertas se extenderá hasta el 5 de enero de 2020, ha incluido, entre sus obras permanentes, piezas de su propia colección que han sido concebidas específicamente para esta nueva sede, como es el caso de 'Altiva' de Blanca Muñoz o 'Silencio' de Jaume Plensa.

   La directora de la fundación, Ester Rodríguez, ha señalado que la obra de Muñoz es la primera pieza colgante que la artista realiza y que ha sido creada en "chapa de acero perforada desafiar la gravedad y decorar el hall de la nueva sede".

   Por otro lado, ha destacado que la obra de Plensa, un relieve de 14 metros del rostro de una niña que se cubre la boca y cierra los ojos, "ha sido pensada y condicionada únicamente para el espacio, un patio vertical y muy angosto".

   Rodríguez ha dicho que "esta obra es la gran sorpresa de la fundación para que la gente visite el espacio". "Esta pieza invita al recogimiento, porque para Plensa el arte no tiene ninguna función, solo aspira a la representación de la belleza y este es un gran ejemplo, creado en resina de poliéster y pintado con polvo de mármol", ha agregado.

   "Esto es un orgullo para la fundación porque se puede ver que a través de un proyecto de mecenazgo y proyección artística desde la libertad total, un artista desarrolla esto, y ahora él está trabajando en este tipo de relieves", ha agregado, al tiempo que ha recordado la pieza 'Julia', también del artista plástico, que actualmente se expone en la Plaza de Colón, y que fue creada a la par que 'Silencio', un proyecto de arte público realizado bajo el mecenazgo de la fundación.

   Además, el espacio cuenta con salas polivalentes, un auditorio con capacidad para 150 personas, terrazas, patios y dependencias administrativas, y estará destinado a continuar las actividades que la fundación realiza en diferentes ámbitos, así como mantener la labor de mecenazgo a través de sus exposiciones, iniciativas editoriales, formativas y de investigación.

   Asimismo, como parte del periodo de puertas abiertas, junto con la entrada a la exposición se incluye un servicio de audioguía gratuito. Igualmente, la Fundación ofrecerá 17 visitas guiadas gratuitas a la semana y el comisario de la exposición, Javier Barón, impartirá una conferencia el 5 de noviembre que dará inicio a un ciclo más amplio en torno a la pintura española del siglo XIX que contará con la participación de diversos expertos en la materia.

EL PROYECTO ARTQUITECTÓNICO

   Rodríguez ha explicado que la fundación se siente "orgullosa" de poder trabajar con distintos artistas, incluyendo los arquitectos Rafael Masaveu y Carolina Compostizo, quienes han sido los encargados de llevar a cabo el proyecto de rehabilitación (2015-2018) del edificio, un antiguo palacete posteriormente convertido en hotel, ahora sede de la fundación.

   De este modo, ha indicado que el proyecto se ha basado en dos premisas: la conservación de aquellos elementos que gozan de una protección especial, como son la fachada principal y la escalera de caracol, y el respecto a la volumetría original del edificio. Es por esto que en algunas zonas del espacio, como el auditorio, se pueden ver las piedras y columnas que se han conservado del edificio original.

Contador