Actualizado 16/01/2007 16:11 CET

TCN abre una Pasarela Barcelona marcada por la incertidumbre sobre su continuidad

BARCELONA, 16 Ene. (EUROPA PRESS) -

La firma TCN de la diseñadora catalana Totón Comella abrió hoy la Pasarela Barcelona, que se celebrará en la capital catalana hasta el jueves y será la última con Josep Maria Donat al frente. El inicio de los desfiles estuvo marcado por la incertidumbre sobre el futuro de la pasarela.

En sus propuestas para la próxima colección otoño-invierno, TCN mostró una colección que cede el protagonismo a las texturas y los volúmenes, y en la que predominan los colores neutros, suaves y apagados.

La diseñadora apostó por prendas que combinan los tejidos de punto con relieve, con el canalé y los metalizados, pero sin olvidar las raíces de la marca en la moda íntima. Esta colección también cuenta con otros tejidos como el terciopelo ajado, la pana, el 'tweed' y los cuadros masculinos.

En el desfile, en que participó la modelo Lily Collins --hija del músico Phil Collins-- se pudieron ver volúmenes ultrafemeninos, combinados --con un espíritu 'grunge'-- y materiales que brillan con destellos de 'lurex' y con reflejos de oro viejo.

Las piernas de las modelos estaban forradas con 'leggings' bajo volúmenes sinuosos de gasa, de punto fino y seda deslavada. En la pasarela se mostraron contrastes en las proporciones de las prendas de las modelos que iban desde los anchísimos pantalones con tops menudos hasta los corsés sobre blusas y túnicas sobre bombachos.

Después del desfile inaugural de TCN, durante la jornada de hoy también se podrán ver las propuestas de Mireya Ruiz y Sita Murt. Esta tarde, es el turno de los diseñadores Josep Abril y Konrad Muhr--después de su ausencia en la pasada edición--, Txell Miras y Hannibal Laguna.

DONAT, CONFÍA EN LA CONTINUIDAD DE LA PASARELA

La Pasarela Barcelona tiene un futuro incierto, ya que su presidente Josep Maria Donat abandonará el cargo al terminar esta tercera edición y la Generalitat anunció su intención de disminuir sus aportaciones económicas abogando por su financiación privada.

Sin embargo, Donat manifestó hoy, antes de empezar los desfiles, su confianza en la permanencia de la pasarela. "Espero que continúe", señaló, aunque dejó claro que "otra cosa es que haya una irresponsabilidad" por parte de los futuros promotores y advirtió de que ello supondría un "error".

En este sentido, recordó que con la nueva edición ya son 30 las pasarelas que se han sucedido y 60 desfiles fruto del trabajo de "empresas que han salido del sector textil". Y añadió que "todos los organizadores han deseado que Barcelona sea una capital europea de la moda y hoy lo es".

En su discurso, Donat se despedió de la presidencia de la pasarela agradeciendo a la ciudad y a la Generalitat por "darme la oportunidad de llevar este tema".

LA GENERALITAT APOYARÁ A LOS JÓVENES DISEÑADORES

El secretario de Comercio y Turismo de la Generalitat, Emili Valdero, mostró la voluntad del Gobierno catalán de promover"otro proyecto" de pasarela, que se está estudiando, para consolidar Barcelona "como espacio de creación".

En este sentido, Valdero apostó por "un cambio de modelo existente" de la pasarela por otro que "dé apoyo a los jóvenes diseñadores", esto no significa que "demos la espalda" a las firmas consagradas pero "no vamos a financiar sus pasarelas".

Valdero defendió una "acción coordinada" en los acontecimientos relacionados con la moda, el Bread and Butter, la Asociación de Diseñadores Gaudí y las plataformas que apuestan por los jóvenes diseñadores como el ModaFad.