La FIFA señala el "evidente" intento de "desacreditar" a Infantino

The logo of FIFA is seen in front of its headquarters
REUTERS / ARND WIEGMANN
Publicado 03/11/2018 1:00:07CET

MADRID, 3 Nov. (EUROPA PRESS) -

La FIFA se defendió de las informaciones que acusan al presidente Gianni Infantino de interferir en los cambios al código de ética, ayudando por otro lado a PSG y Manchester City a quebrar el 'fair play' financiero, al tiempo que hizo hincapié en la labor que ejercen por el fútbol, recordando el trabajo que llevan a cabo tras la crisis de corrupción que atravesó el organismo que rige el fútbol mundial.

Según informó la revista alemana Der Spiegel y la red de medios internacionales European Investigative Collaborations, Infantino violó las normas al interferir en los cambios al código de ética, cuando la Comisión de Ética de la FIFA, que suspendió y expulsó a decenas de funcionarios después de un escándalo de corrupción de 2015 -incluido el expresidente Sepp Blatter-, debería operar de manera independiente.

Spiegel dijo que correos electrónicos filtrados mostraron que Infantino, quien reemplazó a Blatter en febrero de 2016, estuvo detrás de esos cambios. A través de un comunicado en su página web oficial, la FIFA relató su versión. "Hace cuatro semanas, un grupo de periodistas envió cientos de preguntas a la FIFA, sobre emails privados e internos y otras informaciones a los que se habían accedido de manera ilegal por una tercera parte", dijo.

"A pesar de que contestamos a esas preguntas de manera honesta, algunos medios han decidido ignorar nuestras respuestas para distorsionar tanto los hechos como la verdad en un intento deliberado de desacreditar a la FIFA y engañar a sus lectores. Esto es evidente", añade.

"Desde el cambio en el liderazgo de la FIFA ha habido cambios, como debe ser. Como es de sobra conocido, FIFA estaba en una situación desesperada en 2015, y buscaba recuperarse de décadas de abandono y mala gestión. Es un hecho que muchos ex mandatarios de la FIFA están afrontando procesos criminales en Suiza y el extranjero..., por lo que es más que obvio que los cambios se deben hacer en todos los niveles", insiste, lamentando y señalando la gestión heredada de Blatter y Michel Platini, ambos inhabilitados en diciembre de 2015.

"No es una sorpresa que algunos de los que han sido apartados estén descontentos y continúen extendiendo rumores falsos e insinuaciones sobre el nuevo liderazgo. Es también motivo de decepción que algunos medios de comunicación presten apoyo a tales afirmaciones falsas. Respetamos las informaciones honestas y objetivas pero todo lo que pedimos es un trato justo sobre el trabajo que estamos haciendo por el fútbol", añade.

Por último la FIFA apunta además que "ninguno de los informes contiene ningún delito", y termina con una carta del propio Infantino. "Siempre es un desafío cambiar las cosas, avanzar y unir a la gente para hacer las cosas mejor. Y, como estamos implementando con las reformas en la FIFA, siempre tuve claro que enfrentaría una fuerte oposición. Especialmente de aquellos que ya no pueden beneficiarse sin vergüenza del sistema del que formaban parte", dice.

"Pero es por eso que fui elegido y para mí solo habrá un enfoque y un objetivo: mejorar y desarrollar el fútbol en todo el mundo. Y hoy estoy más comprometido y decidido que nunca por seguir cumpliendo con esta tarea", finaliza.