Luis Enrique: "Me di cuenta pronto de que tenía ganas de seguir haciendo lo que me gusta"

Publicado 27/11/2019 13:44:35CET
Luis Enrique gesticula durante la rueda de prensa de presentación como seleccionador nacional
Luis Enrique gesticula durante la rueda de prensa de presentación como seleccionador nacional - Oscar J. Barroso / AFP7 / Europa Press

MADRID, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

Luis Enrique Martínez se mostró feliz de volver a dirigir las riendas de la selección española, su "casa", para terminar el proyecto que inició en el verano de 2018 y que se vio cortado por un problema familiar, el cual no le impidió darse cuenta "pronto" que tenía ganas de volver al banquillo de un equipo que ve "claro aspirante" para el reto "atractivo" de la Eurocopa 2020.

"Este es un día muy especial, para mi familia también. Vuelvo a casa, a la selección y a terminar un proyecto que inicié en su momento", afirmó Luis Enrique en su presentación ante los medios, donde subrayó que anímicamente se encuentra "muy bien y muy ilusionado".

Para el asturiano, dirigir al combinado nacional es "un orgullo muy grande". "Como jugador de la selección no dimos las alegrías que nos habrían gustado, pero jugué tres Mundiales, una Eurocopa y unos Juegos. Ahora tengo la oportunidad de hacerlo como seleccionador en eventos importantes y con un bagaje diferente porque España ahora es claramente una de las favoritas a la Eurocopa", advirtió.

El exentrenador del FC Barcelona reconoció que le era "difícil de contestar" cuando quiso volver a entrenar. "No hay un día exacto, pero rápidamente, muy pronto, me di cuenta de que tenía ganas de recuperar la vida y seguir haciendo lo que más me gusta y demostrar a mi familia que la vida continua", indicó, agradecido por el "mucho cariño" que han recibido y por un "apoyo y respeto de todos impactante".

Luis Enrique eludió "profundizar en unos meses muy desagradables" y resaltó el apoyo de su familia, "la mejor", para volver a trabajar tras el fallecimiento de su hija. "Hemos leído muchas citas sobre lo que significa el duelo y hay mucho tabú, es una pena. No hay fórmula matemática para esto, cada persona lo siente de una manera", confesó.

"Hay gente que no trabaja más, otra que al otro día ya quiere, otra que recuerda a la persona a diario. Nosotros estamos haciendo de esto un proceso natural, me siento muy orgulloso de la entereza de toda mi familia", ahondó el seleccionador.

Además, admitió que si la RFEF le hubiese llamado "un día después" todo lo sucedido a nivel familiar se habría mostrado "positivo" con poder volver porque siempre le ha "apetecido", al tiempo que no escondió que hubo "interés por parte de un club extranjero" para contratarle como entrenador.

Luis Enrique señaló que no llamó a los jugadores. "No soy de llamarles mucho, he llamado a uno que está lesionado para preocuparme por su recuperación", detalló el asturiano, sin desvelar el nombre del implicado y dando a paso a un momento anecdótico. "Y llamé a otro porque me equivoqué. Quería llamar a Jesús Casas (su nuevo segundo) y llamé a Jesús Navas", remarcó entre risas. "Tengo ganas de hablar con ellos cuando vengan a la concentración, pero no por el tema principal de esta rueda de prensa", aclaró.

"SOMOS ASPIRANTES CLAROS A LA EURO 2020"

También manifestó que no es "amigo de firmar contratos largos", pero que estaba "encantado" de haberse comprometido hasta después del Mundial de Catar de 2022. "Con esto cumplo un ciclo con la posibilidad de seguir si el trabajo me atrae, pero lo que decidan el presidente y Molina tras la Eurocopa. Si piensan que no soy la persona adecuada no seré un problema, el tiempo lo dirá", consideró.

El exjugador cree que se presentan "con seriedad como aspirantes claros" al título continental, pero que no hay que olvidar que habrá "seis u ocho candidatas". "Me ilusiona muchísimo, es un reto muy atractivo, siete partidos para ser campeón. He hecho un análisis del potencial y por supuesto que somos una de las favoritas, sin duda", insistió el técnico.

"La afición se va a ilusionar. La clasificación ha sido brillante, pero la línea que separa el ganar y el perder es muy estrecha y más en estos torneos", recordó. "Tenemos la misma idea y el jugador que esté escuchando esta comparecencia deben estar muy tranquilos si dan rendimiento. Sólo pienso en el beneficio de la selección y tenemos un equipo muy bueno", confió.

A Luis Enrique le ha gustado lo que ha "visto" bajo la dirección de Robert Moreno. "Está labrado y formado en nuestro 'staff' y nosotros hemos aprendido mucho de Robert a nivel futbolístico. Habrá matices en la presión o en el inicio del juego, pero la idea va a seguir siendo la misma", comentó.

"Vamos a intentar que sea mejor y que compitamos mejor, pero no hay un cambio. Entiendo que puede haber morbo porque ha habido cambios (en las listas con Moreno) y los habrá en las concentraciones que tengamos. Me encantaría tener un once que se recite de memoria, pero no es la situación que tenemos. No hay once titulares y es muy importante es el estado de forma en el que lleguen los jugadores en los dos últimos meses. Hay una base, pero habrá fijos que si no vuelan en los dos últimos meses tengan menos posibilidades", avisó.

A nivel de nombres, Luis Enrique confirmó que han "seguido" al joven Ansu Fati y que sabe de "su potencial". "Todavía no es titular en la Sub-21, pero es un jugador a seguir. Estamos atentos siempre a cualquier joven que pueda rejuvenecer y mejorar la selección, pero la etapa de formación es muy importante y se la saltan muy pocos jugadores", apuntó el gijonés, que también elogió a Dani Olmo.

"A lo mejor hay jugadores que piensan que no tienen ahora opciones, pero nada mas lejos de realidad. Las decisiones de este 'staff', y me consta que con Robert también, son conjuntas. Sólo recomendaría a los jugadores que tomen cada uno su caso como individual y ser lo mejor posible como jugador en sus equipos. Estamos continuamente observándoles y todos tienen las puertas abiertas", recalcó Luis Enrique.

Preguntado por el posible sueño olímpico de Sergio Ramos y que le pueda afectar para la Eurocopa, aclaró que al de Camas "no le distrae nada que se le ponga entre ceja y ceja" y que el capitán es un "jugador único, totalmente diferente, un real líder". "Que llegue a la Eurocopa a tope y luego habrá otros factores que influirán para que esté en Tokio", puntualizó.

Contador

Para leer más