Publicado 09/08/2015 12:06CET

Carolina Marín busca reeditar su título a un año de Río

Carolina Marín con su medalla de oro
SCANPIX DENMARK / REUTERS

MADRID, 9 Ago. (EUROPA PRESS) -

La jugadora española de bádminton Carolina Marín busca su segunda corona mundial en los XXII Campeonatos del Mundo, que se disputan del 10 al 16 de agosto en Yakarta (Indonesia), en una cita a la que llega como vigente campeona tras levantar el título el año pasado en Dinamarca, con una victoria que supuso un hito en el deporte español y que cambió la historia del bádminton nacional.

En 2014, Marín dio el gran salto de su carrera deportiva al conquistar el Mundial en Dinamarca contra todo pronóstico. Tras alzarse con el título Europeo en Kazán (Rusia), la española se presentó en Copenhague como novena favorita y, poco a poco, fue superando escollos para alcanzar la final.

En la gran cita ante la número uno de por entonces, la china Li Xueruy, la onubense mostró toda su capacidad competitiva y su gran madurez, a pesar de sus 21 años, para remontar la pérdida de la primera manga y acabar alzándose con el primer oro español en esta modalidad (17-21, 21-17 y 21-18), en un deporte que tradicionalmente está dominado por deportistas asiáticos.

A partir de ahí, Marín no ha parado de crecer hasta llegar a la cima de este deporte. En junio, alcanzó el número uno tras una campaña en la que se ha coronado campeona en torneos prestigiosos como el All England, conocido como el 'Wimbledon' del bádminton, el Abierto de Malasia o el Abierto de Australia.

A un año del los Juegos Olímpicos, la andaluza se ha convertido en una de las opciones que suena con más fuerza para conseguir medalla en la cita de Río de Janeiro. Sin embargo, Marín tendrá antes la cita mundialista en Indonesia, que se antoja de vital importancia para llegar con una buena sensación a la 'Ciudad Maravillosa'.

Pero antes, Marín acudirá a la cita mundialista con la intención de conseguir un nuevo título mundial, a pesar de los problemas físicos sufridos en las últimas semanas. Una inoportuna lesión, una fractura por estrés en el quinto metatarsiano del pie derecho, a punto estuvo de impedir que la española pudiera acudir a Yakarta.

Sin encontrarse al cien por cien, la española podrá descansar en el primer encuentro, por el privilegio de ser la número uno. Marín arrancará en dieciseisavos ante la ganadora del duelo entre la italiana Jeanine Cicognini y la malasia Jing Yi Tee. El paralelismo con Dinamarca esta servido, pues si la española se enfrenta con la asiática, repetirá el debut de la cita escandinava.

En caso de que vaya avanzando rondas, la española podría encontrarse por su parte del cuadro con la china Shixian Wang en cuartos de final o la también china Li Xuerui en semifinales, en la que sería una reedición anticipada de la final de 2014.

Por el otro lado del cuadro marcha otra de las grandes favoritas y número dos del mundo, la hindú Saina Nehwal, que ha protagonizado con Carolina Marín unos duelos estelares este último año. Ambas se han enfrentado este año en la final del citado All England o en la final del Masters de la India, dónde la jugadora local se llevó el título.

Por esta parte baja del cuadro, la española Beatriz Corrales, número 22 del mundo y segunda europea en el ranking mundial, arrancará su participación desde los treintaidosavos de final ante la estadounidense Rong Schafer, número 37 del mundo, a la que ha vencido en el único enfrentamiento entre ambas celebrado esta temporada.

En caso de certificar la victoria en su debut, la madrileña se enfrentaría ante la canadiense Michelle Li, duodécima cabeza de serie, que viene en un gran momento de forma tras vencer en los Juegos Panamericanos.

DEBUT COMPLICADO PARA PABLO ABIÁN

Con respecto al cuadro masculino, el único representante español en la cita indonesia, Pablo Abián, ganador en los Juegos Europeos de Bakú este año, tendrá un estreno difícil en los treintaidosavos de final contra el indonesio Tommy Sugiarto, decimoquinto cabeza de serie.

Abián y Sugiarto volverán a enfrentarse en el estreno en los campeonatos del Mundo, sólo tres semanas después de las semifinales del Rusia Open donde el indonesio venció con comodidad por 21-17 21-9. El indonesio es uno de los referentes del bádminton masculino, pues llegó a alcanzar la tercera plaza del ranking mundial en 2014.

El gran favorito para la victoria será el chino Chen Long, vigente campeón, que domina el circuito a su antojo con gran ventaja sobre su inmediato perseguidor, el danés Jan O Jorgensen. Junto al escandinavo, su compatriota Viktor Axelsen, número siete del ranking, y el alemán Marc Zwieber, número 14, son las principales bazas del 'Viejo Continente' para sobresalir ante el poderío asiático, que cuenta con 20 jugadores entre los 25 primeros del mundo.

Para leer más

Copa Davis