Carolina Marín peleará por el título en el Abierto de China

Actualizado 21/09/2019 17:17:07 CET
La española Carolina Marín celebrando un punto en la final del Mundial de bádminton de 2018, celebrado en Nanjing (China).
La española Carolina Marín celebrando un punto en la final del Mundial de bádminton de 2018, celebrado en Nanjing (China). - COE - Archivo

MADRID, 21 Sep. (EUROPA PRESS) -

La jugadora española de bádminton Carolina Marín disputará este domingo la final del Abierto de China después de volver a firmar una remontada en las semifinales que le midieron a la japonesa Sayaka Takahashi a la que se impuso en tres sets por 20-22, 21-13 y 21-18.

"Me siento realmente emocionada en este momento. Cuando gané, me derrumbé y lloré un poco, cuando has tenido una lesión larga y estás con la rehabilitación tienes ese sentimiento de no rendirte nunca y de continuar apretando", admitió Marín tras otro emocionante encuentro en declaraciones recogida por la web de la Federación Mundial.

24 horas después de haber vivido un duro y tenso choque en cuartos con la china He Bing Jiao, séptima favorita del torneo y apoyada por su público, la actual campeona olímpica no lo tuvo nada fácil ante la nipona, decimosexta del ranking mundial y que como en casi todos sus anteriores cinco enfrentamientos, plantó mucha batalla en un duelo que duró más de una hora.

Takahashi no se inquietó por el buen comienzo de la onubense, que abrió brecha en el marcador al inicio y que llegó a gozar de cinco puntos de renta. Sin embargo, la asiática fue poco a poco recortando hasta encadenar seis puntos seguidos para ponerse por delante (16-18).

Marín tiró de carácter para levantar dos bolas de set, pero terminó cediendo el primer parcial (20-22). La japonesa continuó entonada en el inicio del segundo y se colocó con un amenazante 7-10, pero la que reaccionó entonces fue la triple campeona mundial, que se llevó 14 de los últimos 17 puntos para forzar un tercer y definitivo set (21-13).

En esta ocasión, la que iba más 'lanzada' era la española, que dominó a Takahashi, escapándose rápido en el electrónico. La andaluza puso un claro 17-11 y esta vez no se descentró para lograr el pase a la final donde se medirá a la exnúmero uno del mundo y segunda favorita, Tai Tzu Ying, en busca de ganar su primer título desde que conquistase precisamente este Abierto de China en 2018. La taiwanesa ha ganado a la española en sus seis últimos enfrentamientos.