Actualizado 26/07/2009 22:13 CET

Voley playa.- Herrera y Gavira, medalla de plata en el Grand Slam de Marsella

MARSELLA (FRANCIA), 26 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los españoles Pablo Herrera-Adrián Gavira consiguieron hoy la medalla de plata en la prueba de Grand Slam de voley playa que se ha disputado en la localidad francesa de Marsella al caer en la final ante la pareja norteamericana Rogers-Dalgausser, los vigentes campeones olímpicos.

Herrera y Gavira habían logrado la hazaña histórica de convertirse en la primera pareja española que jugaba una final de un Grand Slam de voley playa, al vencer en una épica semifinal, pero en la gran final perdieron contra los norteamericanos Rogers-Dalhausser, obteniendo así el segundo puesto de este torneo del Circuito Mundial de voley playa.

Pablo Herrera y Adrián Gavira siguen haciendo historia en esta temporada. Si en la prueba de Grand Slam de Gstaad los españoles lograron el tercer puesto, en esta ocasión el castellonense y el sanroqueño dieron un paso más, al proclamarse subcampeones del torneo marsellés tras caer derrotados por 2-0 (21-8, 21-14).

Poco pudo hacer el dúo español ante la solvencia americana. Los norteamericanos firmaron un comienzo impecable que les otorgó una importante ventaja (1-4). Los españoles no eran capaces de conservar su saque, por lo que jugaron a remolque la primera mitad del set, y no encontraron argumentos para romper el ritmo a los campeones olímpicos, que se llevaron el set por la vía rápida con el 8-21.

En la segunda manga se esperaba una remontada española, pero Herrera-Gavira volvieron a verse neutralizados en todas las facetas del juego por Rogers-Dalhausser, que parecían no perdonar la derrota sufrida en Suiza hace poco más de una semana. El 3-5 era un indicio de la mayor resistencia española, pero el despegue de los campeones olímpicos se produjo con rapidez (6-14).

La remontada acabó siendo imposible. Apelando a la épica se logró inquietar a los campeones olímpicos en los puntos finales, pero los americanos conquistaron el título en Marsella. En cualquier caso, jornada histórica para el voley playa español y para Pablo Herrera y Adrián Gavira, que siguen rompiendo récords en este deporte.