Actualizado 02/04/2021 13:43 CET

Más allá de las torrijas: otros platos típicos de Semana Santa

Más allá de las torrijas: otros platos típicos de Semana Santa
Más allá de las torrijas: otros platos típicos de Semana Santa - EDUARDO PARRA - EUROPA PRESS

MADRID, 2 Abr. (EDIZIONES) -

No hay fiesta en España sin su gastronomía y la Semana Santa no es, ni de lejos, una excepción. Aquí reunimos tres recetas de platos típicos de estas fechas, por si quieres ampliar tus horizontes culinarios más allá de las torrijas.

SOLDADITOS DE PAVÍA (COMUNIDAD DE MADRID)

Abundan en la gastronomía de la Semana Santa española los platos basados en el bacalao. Los soldaditos de Pavía son típicos de la Comunidad de Madrid y consisten en tiras de bacalao fritas con pimentón rojo.

España Turismo recomienda reunir los siguientes ingredientes para para elaborarlas: 500 gramos de bacalao en tiras, un pimiento rojo grande asado en tiras, un huevo batido, zumo de limón, aceite, sal, pimienta molida, pimentón dulce y harina.

El primer paso para cocinas soldaditos de Pavía es dejar el bacalao en remojo desde el día anterior y secarlo antes de su preparación. Una vez se tenga listo, se prepara el aliño con el pimentón, la pimienta molida y el zumo de limón, disolviéndo la mezcla en el aceite de oliva. Tras eso, se remoja durante tres horas el bacalao en el aliño. Por último, uno debe escurrir las tiras, pasarlas por harina y huevo batido y freírlas.

PESTIÑOS (ANDALUCÍA)

Si bien los pestiños no son sólo típicos de Andalucía (ni se elaboran exclusivamente en Semana Santa), sí que son muy populares en la Semana Santa andaluza.

Vive Andalucía, la web oficial de promoción de turismo en la comunidad autónoma, recomienda la siguiente receta. Lo primero es reunir los ingredientes, a saber un kilogramo de harina recia, aceite de oliva, un vaso de vino blanco, dos huevos, media corteza de limón, media corteza de naranja y azúcar molido o miel.

A la hora de preparar los pestiños, el primer paso es freír las cáscaras de limón y naranja en aceite. Mientras tanto, hay que batir la harina en un recipiente de cristal con el resto de ingredientes (el aceite de oliva, el vaso de vino blanco y los dos huevos) y después añadir el aceite con el que se ha frito las cáscaras hasta obtener una pasta fina.

Tras eso se da forma a los pestiños estirando la masa de forma que quede fina y uniforme, se corta de manera rectangular, se dobla y se une la masa por los dos picos de cada extremo, tras lo cuál se fríe. Finalmente, se espolvorea azúcar molido o miel por encima.

MONA DE PASCUA (COSTA MEDITERRÁNEA)

La Mona de Pascua es un dulce típico de Semana Santa para toda la costa mediterránea, aunque varía en ciertos ingredientes según uno esté en la Comunidad Valenciana (donde los roscos son adornados con huevos duros) o en Cataluña (donde se utilizan huevos de chocolate). El pastel, hecho de capas de bizcocho, puede estar confeccionado a base de yema, chocolate, nata o mantequilla.

La tradición es comerla en el Lunes de Pascua y representa el "fin de la abstinencia" de la Cuaresma, según España Turismo. La Generalitat catalana informa de que es tradición que los padrinos se la regalen a sus ahijados hasta éstos hacen la Comunión.

El Ayuntamiento de Barcelona ofrece esta receta para elaborar la Mona tradicional: se requieren medio kilogramo de harina, 75 gramos de azúcar, 50 gramos de mantequilla, tres huevos, diez gramos de sal, una piel de limón rallada, 50 gramos de levadura prensada y leche, a lo que hay que añadir huevos duros, aceite, huevo batido y azúcar para el aderezo.

Para hacer la masa, es necesario mezclar la harina con el azúcar, la sal, la levadura, la mantequilla y la ralladura de limón, y todo ello con la leche poco a poco hasta tener una masa "homogénea y que se despegue de las manos".

El segundo paso es dar forma a la corona tras dejar reposar la masa media hora. Después, se deben colocar los huevos tras pintar con aceite la masa y tras eso pintar la superficio con huevo batido y espolvorear azúcar por encima.

Sólo queda hornear la Mona, para lo cuál uno tiene que esperar 20 minutos a que fermente. La masa se hornea durante 45 minutos a 170 grados.

Contador

Para leer más