Correos encadena dos años sin cumplir el objetivo de entregar el 93% de las cartas en tres días

Actualizado 07/09/2017 12:24:29 CET
CORREOS

En 2016 entregó en ese plazo el 92,66% de las misivas y en 2015, el 92,9%

MADRID, 7 Sep. (EUROPA PRESS) -

Correos entregó en su destino el 92,66% de las cartas ordinarias en los tres días siguientes a su envío durante 2016, un porcentaje que no alcanza el objetivo mínimo del 93% fijado por la ley que encomienda a la sociedad la prestación del servicio postal universal.

De esta forma, el operador encadenó dos ejercicios consecutivos sin cumplir el objetivo de entrega mínima en tres días, dado que en 2015 entregó dentro de ese periodo el 92,97% de las cartas, según el informe anual de calidad del servicio postal público realizado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

El porcentaje de misivas entregadas en tres días empeoró así ligeramente el pasado año respecto al anterior y, además, fue el peor del último lustro. Correos cumplió el objetivo legal de entrega entre 2012 y 2014, dado que en esos años llevó a su destino en menos de tres días entre el 95,45% y el 96,56% de los envíos ordinarios.

En cuanto al envío de paquetes postales nacionales de hasta de 20 kilos, los incluidos en el servicio público, Correos tampoco cumplió con los objetivos mínimos de plazo de entrega fijados en la ley. El pasado año entregó el 70,41% de los paquetes en tres días, frente al objetivo de un mínimo del 80% que le marca la legislación.

Al igual que en las cartas, se trata también de un porcentaje inferior al de 2015 (77,42% de entregas en tres días) y el peor desde 2012.

Además, en ambos casos la compañía integrada en Sepi tampoco cumple con el objetivo de entregas mínimas en un plazo de cinco días.

Correos debe entregar en cinco días el 99% de las misivas, mientras que el pasado año logró llevar a su destino en ese periodo el 97,84%. Respecto a los paquetes, si el objetivo es entregar el 95%, la empresa logró cumplir los envíos del 85,03% del total.

Ante estos datos, el 'superregulador' solicitó "aclaraciones" al operador, que el pasado mes de junio remitió un escrito en el que atribuía el incumplimiento de los plazos a distintos motivos, como son "la concurrencia en 2016 de diversos procesos electorales", la "disminución constante y significativa" de los envíos postales, ante la sustitución por envíos electrónicos que, según la empresa, "obliga a adecuar la plantilla de forma continuada".

Correos también achaca el descenso del ratio de entregas a las "limitaciones en contratación y reposición de trabajadores" que la sociedad registró por su carácter público en los últimos ejercicios La empresa asegura que esta tendencia "se ha corregido", aunque " la efectiva incorporación de nuevos empleados se ha producido con posterioridad a 2016", añade.

A pesar de todo ello, la CNMC insta en su informa al operador a "adoptar las medidas necesarias para frenar la tendencia negativa en los resultados del plazo de entrega".

En este sentido, la comisión advierte a la compañía de que esta reducción del grado de cumplimiento de los objetivos se puede traducir en un descenso de la subvención estatal que Correos recibe por prestar el servicio postal universal.

RECLAMACIONES.

El informe del 'superregulador' revela asimismo que el número de reclamaciones recibidas por Correos en 2016 creció un 4% respecto al ejercicio precedente, hasta alcanzar las 44.873. El 81% estuvieron relacionadas con el reparto postal, un 16% con la atención en las oficinas y el resto a temas de gestión de reclamaciones y otros aspectos.

En concreto, los retrasos en las entregas constituyeron uno de los principales motivos de reclamación y acaparó el 16,3% del total de quejas, por delante de los errores en las entregas (el 9,6% del total).

Por contra, la sociedad postal pública se anotó una ligera mejoría en cuanto a tiempo medio de atención a los clientes de las oficinas, dado que se situó en 7,3 minutos, 0,2 minutos menos que un año antes.

A pesar de ello, la CNMC asegura haber "detectado puntos en los Correos podría mejorar su relación con los clientes, como son la disponibilidad de información sobre el horario de recogida de cartas en los buzones y las oficinas, la visibilidad de las hojas de reclamaciones y las tarifas disponibles".

Para leer más

Europa Press Comunicados Empresas