Actualizado 03/05/2012 21:25 CET

La Seda busca un inversor para el 25% de la división de resinas y químicos

Carlos Moreira Da Silva
EUROPA PRESS

Quiere reducir costes en 12 millones hasta finales de 2013 y volver a beneficios dicho año

BARCELONA, 3 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de La Seda de Barcelona, Carlos Moreira da Silva, ha explicado este jueves que la química busca un inversor del sector con una participación del 25% en la división de resinas y químicos, y según Moreira, prefiere que no sea europeo porque "en principio valora más la posición de mercado que La Seda tiene en Europa", aunque ha apuntado que no es una apuesta compartida por la mayoría.

Así se ha expresado tras la junta de accionistas, en la que se ha reducido el capital de la compañía para posteriormente aprobar una ampliación de capital, y ha señalado que su expectativa es la de "cerrar en 12 meses esta operación", la cual ha tildado de compleja.

Ha indicado que en estos momentos puede haber entre 10 y 12 grupos potenciales, de los cuales dos son de Europa, y que el nuevo socio estratégico tiene que disponer de paraxileno (la materia prima del PTA), por la ventaja que esto supone.

Moreira ha explicado que el cierre de la fábrica de PET situada en Portugal y la posterior creación de una nueva, cuyo coste es de 150 millones de euros, se ha realizado porque el coste de transformación "es cuatro veces menor" si se hace al lado del PTA.

Ha asegurado que la ampliación de capital de La Seda no se realiza para ejecutar este tipo de proyectos, ya que para ello se requiere este nuevo socio, y con la participación del 25% del socio se podrá financiar la nueva fábrica en el país luso.

Ante la reducción del valor de las acciones en las últimas semanas, ha considerado que se puede atribuir a la reestructuración financiera de los bancos españoles en los últimos meses, o ante el anuncio de aumento de capital, que también ha podido ser negativo.

"El negocio de la compañía en resinas está mejor que el año pasado", ha apuntado, y ha dicho que la evolución de la compañía dependerá mucho del verano, aunque prevé que entre en beneficios a partir de 2013.

REDUCCIÓN DE COSTES

Moreira ha indicado que la empresa ha reducido el margen bruto en 12 millones de euros, tras una reducción de costes de personal en 6,5 millones, y de los costes operativos en 18 millones, y ha añadido que La Seda cuenta con un proyecto para seguir reduciendo costes en 12 millones hasta finales de 2013.

Ha asegurado que continuará con los procesos de reestructuración, pero estos no se realizarán en la fábricas situadas en España, ya que se llevarán a cabo en las fábricas de envases.

Ha señalado que en la fábrica de El Prat se situará toda la división de resinas, y ha manifestado que no se van a segregar las acciones y la deuda.

REESTRUCTURACIÓN DEL CAPITAL

La junta de accionistas ha aprobado reducir el capital en 93,59 millones de euros para establecer el equilibrio patrimonial, y en 233,82 millones con la finalidad de dotar reserva legal.

También ha dado luz verde a un 'contrasplit' de una acción nueva por cada 100 antiguas para situar el valor nominal en 1 euro, y ha aprobado ampliar capital por un importe máximo de 40 millones.