El Gobierno reduce la seguridad privada en algunas oficinas de Correos y refuerza los sistemas electrónicos

Publicado 23/03/2014 13:04:39CET
EUROPA PRESS

MADRID, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno ha reducido la presencia de agentes de seguridad de empresas privadas en las oficinas de Correos en el marco de un proceso de reestructuración que persigue adaptar "de manera eficiente" los medios disponibles a las necesidades de cada centro, aunque afirma que "la seguridad está siempre garantizada".

Así consta en una respuesta parlamentaria a la diputada socialista Laura Seara, que el pasado mes de junio se hacía eco de la decisión del grupo Correos de suprimir los contratos de vigilancia en las jefaturas de las oficinas de Correos de Galicia y quería saber los motivos de esta medida y si se aplicaría en todo el país.

En la respuesta, fechada el pasado 6 de febrero y que recoge Europa Press, el Ejecutivo recuerda que Correos dispone de un Centro Operativo de Seguridad (COS) al que están conectadas 2.656 oficinas y centros postales a todas horas, y que además se han implantado diferentes elementos como cajas de seguridad, escáneres, sistemas anti-intrusión o sistemas de protección antiincendios, que también están conectados a esa central de alarmas.

BUSCAR LA EFICIENCIA

"Estas medidas son complementadas, en algunos casos, con los servicios de vigilancia personal contratados con empresas privadas de seguridad. Todos esos recursos, dirigidos a garantizar la seguridad de los centros y oficinas de Correos, son analizados de forma permanente para que cumplan su objetivo con la máxima eficiencia operativa, buscándose la adecuación de los medios disponibles a las necesidades detectadas en este ámbito", explica el Gobierno.

Y, siguiendo este análisis de necesidades, el grupo ha decidido llevar a cabo un "proceso de reestructuración de medios de seguridad" para adaptarlos a las necesidades reales de cada centro de trabajo, lo que "en algunos casos" ha conllevado la "reducción de los recursos prestados por empresas externas y el refuerzo de las medidas electrónicas".

Así, aunque en la respuesta no se incluye información concreta sobre cuántos contratos se han rescindido, a qué centros y oficinas afecta o cuánto dinero se ha ahorrado, el Gobierno sí incide en que pese a los cambios la seguridad de las instalaciones de Correos "queda siempre garantizada".

Europa Press Comunicados Empresas