Actualizado 28/01/2013 20:06

Asociaciones de Derechos Humanos piden a los eurodiputados españoles detener la financiación de partidos racistas

MADRID, 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

Las asociaciones en defensa de los Derechos Humanos 'Movimiento contra la Intolerancia', 'Unión Romaní' y 'Amical de Mauthausen' han solicitado a los eurodiputados españoles que se unan a la campaña de carácter europeo y firmen la iniciativa 'Stop a la financiación del Odio y Racismo en Europa', para detener la financiación con dinero público de los partidos y fundaciones racistas y fascitas.

Esta propuesta surge tras conocer que la Alianza de Movimientos Nacionales Europeos (AENM) formada por eurodiputados de partidos racistas y fascistas como British Nacional Party de Reino Unido, el rente Nacional de Francia, Jobbik de Hungría y Ataka de Bulgaria, recibieron 300.000 euros en 2012.

Ante estos datos, la Comisión Europea anunció nuevas normas para la financiación de partidos políticos pan-Europeos con el fin de "garantizar que el dinero de la Unión Europea sea otorgado únicamente a partidos y fundaciones que respeten los valores que la sustentan tales como el respeto a la dignidad humana, a la libertad, a la democracia, a la igualdad, al Estado de Derecho; y el respeto por los Derechos Humanos, incluyendo el derecho de las personas a pertenecer a minorías".

Las asociaciones que recogen esta petición consideran "inaceptable" que los partidos de ultraderecha reciban alrededor de 400.000 euros de los impuestos para financiar sus campañas racistas. En este sentido, han recordado que la situación que vive Europa "con una crisis económica incierta, es un caldo de cultivo para sembrar el odio, la intolerancia y los prejuicios contra todo tipo de colectivos vulnerables por parte de grupos racistas".

Así, han señalado que el partido Jobbik en Hungría, que cuenta con varios eurodiputados y miembros de AENM, solicitó al Parlamento de su país la elaboración de una lista de ciudadanos judío por considerarlos "una amenaza". Además, han asegurado que este partido lleva a cabo "una constante campaña de acoso contra el pueblo gitano".

Ante esta situación, han solicitado también al Presidente de la UE que "refuerce el cumplimiento de estas nuevas normas" así como la unión de los eurodiputados, ya que es necesario el apoyo de una cuarta parte de los Miembros del Parlamento Europeo que representen al menos a tres grupos políticos para "detener esta situación". Por ello, ha sido elaborada una petición europea que será presentada antes de la reunión del 4 de febrero y que ya ha sido firmada por 13 euro-parlamentarios del Partido Laborista Británico.