Actualizado 14/05/2020 15:43:14 +00:00 CET

Manos Unidas destina cerca de 1,2 millones de euros a 45 proyectos para paliar la crisis del Covid-19

Campaña de Manos Unidas
Campaña de Manos Unidas - MANOS UNIDAS

MADRID, 14 May. (EUROPA PRESS) -

Manos Unidas ha aprobado 45 proyectos de emergencia, por un importe cercano a los 1,2 millones de euros, destinados a dar respuesta a las peticiones de ayuda que recibe de sus socios locales en los países más pobres del mundo, según ha informado la ONG.

"Desde los primeros días de la pandemia, nuestra labor habitual se vio alterada y nos vimos obligados a apoyar iniciativas de emergencia dirigidas a las poblaciones con las que trabajamos. Sin embargo, entendimos la grave situación como 'una circunstancia más', es decir, una dificultad que se suma a las que ya sufrían las comunidades más vulnerables", ha asegurado la presidenta de la organización, Clara Pardo.

Desde el comienzo de la crisis, Manos Unidas está trabajado para adaptar unos proyectos, dar prioridad a otros y para estudiar y apoyar "en tiempo récord" las solicitudes de emergencia recibidas.

"Esta crisis nos está planteando retos que nunca hubiéramos imaginado, pero estamos intentando dar respuesta a esos retos sin perder de vista cuatro conceptos que acompañan siempre nuestro proceder: cercanía, solidaridad, respeto y agilidad", ha dicho Pardo.

Entre estos proyectos, la organización ha destacado el aprobado en Cabo Delgado, la provincia "más castigada" de Mozambique, donde la población vive bajo mínimos, y donde la situación de conflicto armado está produciendo cada vez más desplazados. Por ello, Manos Unidas ha enviado más de 50.000 euros destinados a la compra de alimentos y material higiénico.

En Haití, la organización ha enviado 40.000 euros para comprar alimentos, insumos agrícolas y productos de higiene para 350 familias empobrecidas, además de apoyarles en labores de prevención del contagio del virus y en la instalación de puntos de lavado de manos y desinfección de lugares públicos y hogares.

Asimismo, en India, en el estado de Madhya Pradesh, ha enviado fondos para producir, comprar y distribuir kits de comida, máscaras y productos desinfectantes para 1.750 familias, pertenecientes a grupos de riesgo: personas con discapacidad, ancianos, personas con sida y tuberculosis y enfermos en general.

En total, el trabajo de la organización durante estos meses se ha traducido en 14 proyectos de emergencia en Asia, 20 en África y 11 en América Latina. "Aunque estas cifras se incrementan casi cada día y, vista la situación, auguramos que seguirán haciéndolo durante bastante tiempo", ha subrayado Pardo.

Las medidas adoptadas por los gobiernos de muchos países para evitar la propagación del virus, según ha añadido Pardo, "si bien parecen estar frenando el contagio por coronavirus, están impidiendo, también, a buena parte de la población mundial, sobre todo a los más vulnerables, hacer frente a sus necesidades diarias".

Para la presidenta de Manos Unidas, la crisis "ha puesto al límite de supervivencia a millones de personas que viven en países económicamente muy empobrecidos, cuyos estados pueden dar una respuesta muy limitada a estas necesidades o ni siquiera pueden dar respuesta".

La ONG considera que es urgente apoyar con "medidas eficaces" a estos países que "no pueden retroceder lo más mínimo en sus niveles de desarrollo ni en los logros alcanzados con los Objetivos de Desarrollo del Milenio y con los actuales Objetivos de Desarrollo Sostenible".

"Un paso atrás sería un desastre y un retroceso grande sería una catástrofe humana, económica, social y política que el mundo no puede permitirse", ha advertido Partdo, quien ha pedido la colaboración "de todos" porque la ayuda a los países del sur "es vital para que ellos no se queden de nuevo atrás".