Actualizado 19/04/2007 22:13 CET

La Fundación Agua y Progreso dice que "no tiene sentido" que Valencia y Murcia "no estén conectadas al Ebro"

VALENCIA, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

El director de la Fundación Agua y Progreso de la Comunitat Valenciana, José Alberto Comos, aseguró hoy que "no tiene sentido" que toda Europa tenga conectadas las cuencas de sus ríos y que la Comunitat Valenciana y Murcia "no estén conectadas al Ebro", durante su intervención en el encuentro anual de la European Network Wateregio --Red Europea de Regiones del Agua--, celebrado hoy en Bruselas.

Comos realizó estas declaraciones durante su participación en el seminario 'Project Management, Best Practices and European Policy on Water issues', organizado por la European Wateregio y la Interregional Partnership Platform, con la finalidad de impulsar que la opinión de las diferentes Regiones del Agua sea incorporada a la Comunicación del informe sobre Sequía y Escasez de Agua que prepara la Comisión Europea y que estará lista en los próximos meses.

En su conferencia, el director de Agua y Progreso expuso que la Comunitat Valenciana y la región de Murcia son los lugares de la Unión Europea dónde "indiscutiblemente" mejor se gestiona el agua, "alcanzando cotas de gestión hídrica iguales o superiores a las de Israel o California", dijo.

Comos recordó cómo "se habla a menudo de la depuradora Water Factory 21 del Condado de Orange, en California, y sin embargo nadie habla de la depuradora de Pinedo en Valencia, que permite reutilizar más agua, con fines medioambientales para la Albufera de Valencia, que la propia depuradora californiana, que se utiliza siempre como ejemplo a seguir en todos los foros sobre agua".

También puso como ejemplo de reutilización a Orihuela (Alicante). Al respecto, explicó que, en la comarca de la Vega Baja del Segura, y a través de un sistema de drenajes y escurrimbres, se alcanza a reutilizar la misma agua "hasta cinco veces". Añadió que, el hecho de que una misma gota de agua se pueda llegar a usar cinco veces es "impensable, una vez se traspasan los pirineos, ya que, por ejemplo en Alemania o Francia, no se riega, sino que simplemente llueve lo suficiente y no hace falta regar los campos de cultivo"

Comos se refirió a los trasvases como "herramienta importante" en la planificación hidrológica y recordó que son utilizados en todo el mundo para abastecer a grandes urbes, como Nueva York o Los Ángeles, así como para solucionar problemas de escasez de agua para regadío o con fines medioambientales en zonas con carestía hídrica.

Respecto al derogado proyecto del trasvase del Ebro, repasó los informes que aseveran que el río "dispone de caudal suficiente para realizar la transferencia, incluso en períodos de extrema sequía", en cuyo caso la conducción sólo supondría el 14,30 por ciento del total anual de su caudal.

En este sentido, lamentó que mientras que "toda Europa tiene interconectadas sus cuencas", la Comunitat Valenciana y Murcia no están conectadas con el Ebro. Sin embargo, dijo, en España "sí hay trasvases hacia otras zonas de la España húmeda". Se refirió, concretamente, a los "ocho trasvases silenciosos del Ebro a la España Húmeda".

Añadió que se trata de trasvases, por ejemplo, desde la cuenca del Ebro al embalse Ordunte para abastecer al área metropolitana de Bilbao, zona que también recibe agua de otro trasvase de la cuenca del Ebro, el Zadorra-Arraita. Otro acueducto significativo es el Ciurana-Riudecañas, en la provincia de Tarragona, al igual que otro trasvase a las cuencas internas de Cataluña es el Ebro-Campo.

"SE NIEGUE EL AGUA"

Comos criticó que "se niegue el agua que necesitan" determinadas zonas de España cuando se está abasteciendo a otras, y manifestó que en caso de sequía y de escasez de agua "no se puede descartar ninguna alternativa, porque el agua es un bien común, necesario para el progreso de los pueblos", puntualizó.

Así, defendió la depuración y reutilización de aguas residuales, la desalinización en zonas de la costa y como herramienta puntual y, también, los trasvases. Según indicó en sus conclusiones, el trasvase del Ebro es "una oportunidad para mejorar las condiciones ambientales en todo el área del Mediterráneo español", por cuanto el proyecto establece medidas para incrementar la calidad del agua en la cuenca del Ebro; la restauración de humedales; la recuperación de los acuíferos que actualmente se encuentran sobreexplotados, y la restauración de los caudales ecológicos de los ríos.

Además de José Alberto Comos, intervinieron en la jornada Stephanie Croguennec, representante de la Dirección General de Medio Ambiente de la UE; Millán Millán, director del Centro de Estudios sobre Medio Ambiente del Mediterráneo; Georges Zalidis, Catedrático de Hidrología de la Aristotle University of Thessaloniki, y Juan José Morenilla, de la Entidad de Saneamiento de Aguas de Valencia.

La European Wateregio es una plataforma de intercambio de ideas, experiencias y buenas prácticas en el campo de la gestión hídrica y optimización de los recursos hídricos. Nació auspiciada por la Generalitat valenciana, la Delegación del Consell en Bruselas y la Fundación Comunitat Valenciana-Región Europea. La Fundación Agua y Progreso forma parte de la Red de Regiones del Agua y participa en el desarrollo de proyectos conjuntos con otros socios de la organización.