Actualizado 14/07/2014 16:52 CET

Los bombardeos israelíes hacen "casi imposible" actuar a MSF en Gaza

MADRID, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

   La organización no gubernamental Médicos Sin Fronteras (MSF) ha afirmado este domingo que la intensidad y frecuencia de los bombardeos israelíes contra la Franja de Gaza hace "casi imposible" que pueda mantener sus actividades en el enclave palestino.

   "El jueves, doce pacientes que viven cerca de la clínica de post operatorios de MSF pudieron llegar a ella para recibir tratamiento, pero la mayoría de los pacientes que vienen habitualmente a la misma viven en el sur de la Franja, y nuestros equipos no han podido llegar a la zona", ha detallado.

   Así, y tras citar los datos del Ejército de Israel según los cuales en los dos primeros días de la operación 'Margen Protector' se produjeron más bombardeos que en la operación 'Pilar de Defensa' de 2012, ha asegurado que se producen una media de diez ataques por hora.

   "En los primeros días, la gente recibía un SMS para advertirles de que un ataque contra su edificio era inminente. Esto no pasa ya de forma sistemática", ha lamentado el coordinador de proyectos de MSF en Gaza, Nicolas Palarus.

   La organización ha indicado además que los hospitales en Gaza están intentando hacer frente a la cantidad de heridos que llegan a los centros médicos, si bien ha advertido de que la nueva crisis "está agravando un ya de por sí frágil sistema sanitario".

   Asimismo, ha apuntado que "muchas infraestructuras sanitarias, entre ellas el hospital europeo, se han visto afectadas por los ataques". "Las calles de Gaza están completamente vacías, ya que la gente sólo abandona su vivienda en caso de necesidad urgente", ha añadido.

   Por ello, Palarus ha valorado que "con sólo cinco y ocho horas de electricidad al día, cortes de agua, y dificultad para conseguir los productos básicos, el día a día de la población (gazací) es como vivir bajo el bloqueo". De hecho, la Franja está bloqueada por tierra, mar y aire por Israel, mientras que Egipto impone duras restricciones en su frontera.

   "Debido a la carestía de combustible, sólo el 50 por ciento de las ambulancias (de MSF) pueden circular. Incluso antes de esto, los hospitales de Gaza sufrían carencias crónicas. Esta crisis está debilitando un sistema que ya de por sí era precario", ha advertido Palarus.

LLAMAMIENTO A ISRAEL Y EGIPTO

   Por su parte, el director de la misión de la ONG en los Territorios Palestinos Ocupados, Tommaso Fabri, ha resaltado que "es indispensable que los heridos y enfermos sean evacuados a través de los puestos fronterizos y que los equipos médicos y humanitarios puedan entrar (a Gaza)". "Es una obligación legal de Egipto e Israel, y es vital para la población gazací", ha sostenido.

   Fabri ha afirmado además que "los cohetes disparados desde Gaza son capaces de llegar a áreas como Tel Aviv, Jerusalén y Haifa, y suponen una amenaza real para la población israelí".

   Hasta 174 palestinos han muerto, entre ellos 33 menores, desde que el Ejército israelí lanzó la operación 'Borde Protector' el pasado martes, de acuerdo con el recuento realizado en base a información de fuentes médicas, por el Centro Internacional de Medios de Oriente Próximo (IMEMC, por sus siglas en inglés).

   Además, unos 17.000 palestinos han huido de sus casas y se han refugiado en instalaciones de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en Oriente Próximo (UNRWA) ante la amenaza de una escalada de la ofensiva militar israelí sobre la Franja, según ha informado un portavoz de la UNRWA, Chris Gunness.

   Israel justifica estos ataques en respuesta por el lanzamiento de cientos de cohetes contra territorio israelí por parte de las milicias palestinas, que por el momento no han causado víctimas mortales.

Para leer más