Actualizado 03/07/2007 21:02 CET

Debate.- Los grupos parlamentarios, salvo el PSOE, critican el anuncio de Zapatero de ayuda de 2.500 euros por hijo

MADRID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los portavoces de los grupos parlamentarios, salvo el socialista, criticaron hoy el anuncio realizado por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante su discurso del Debate sobre el Estado de la Nación de poner en marcha desde hoy una ayuda de 2.500 euros por cada hijo biológico o adoptivo, con calificaciones como "intrascendente" o "electoralista" y dudas acerca de la competencia del Ejecutivo en esta materia dada la tranferencia de la política social a las comunidades autónomas.

El portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Eduardo Zaplana, restó importancia a esta ayuda y aseguró que es "intrascendente". En este sentido, aseguró que se trata de una cuantía inferior a los 3.000 euros que el PP llevaba en su programa electoral y denunció que Zapatero haya recalcado que se aplicará "hoy mismo" como si se tratara de "una gracia" y no fuera necesario un decreto para aprobar la medida.

Mientras, el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, considera que se trata de "un pequeño as" sacado de la manga, que parece una "paloma" porque "la política de familia es algo más. "Eso es electoralismo", proclamó, destacando que, para tener en España las ayudas que da Alemania a las familias, haría falta tener trece hijos.

Por el PNV, su portavoz, Josu Erkoreka, se refirió a la "medida estrella" de Zapatero y puso en duda la base competencial de su aplicación recordando que esa política social está en manos de las comunidades autónomas. "Dudo que tenga título competencial, y encima no nos dice cómo lo va a hacer, con qué garantías y con qué procedimiento", zanjó.

El portavoz del grupo parlamentario de IU-ICV, Joan Herrera, también aprecia "electoralismo" y un "tono demagógico" en el discurso del presidente del Gobierno en el Debate sobre el estado de la Nación, e incluso consideran "de derechas" la ayuda lineal de 2.500 euros por hijo.

La nueva portavoz de Coalición Canaria en el Congreso, Ana Oramas, reclamó que las ayudas a las familias por natalidad o dependencia se traten con ayuntamientos y comunidades autónomas. Desde el Grupo Mixto, los portavoces de CHA, EA, BNG, recordaron al presidente que debe negociar estas medidas con las comunidades autónomas.

Por su parte, el portavoz parlamentario del Grupo Socialista en el Congreso, Diego López Garrido, defendió el anuncio como una de las "medidas claras y comprometidas" con las familias.