Actualizado 26/04/2007 18:25 CET

Un grupo de especialistas trabajará con la niña 'rebelde' de Asturias para que vuelva a los estudios

La madre está contenta por que su hija vuelva al colegio aunque mantiene su petición de que sea acogida por el Principado

GIJÓN, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

La niña 'rebelde' de Gijón quiere volver a los estudios. Así lo confirmó hoy a Europa Press su madre, Mónica López, quien puntualizó que esta medida no tiene nada que ver con la decisión que se tome en Asuntos Sociales y que mantiene su petición de que el Principado se haga cargo de la tutela temporal hasta que se solucione su mala conducta. Madre e hija se reunieron esta mañana en el instituto Mata Jove, donde está matriculada la adolescente de 13 años, con un Grupo de Conducta y la asesora psicológica del centro, para evaluar la situación.

López indicó que se va a comenzar a trabajar con la niña, probablemente la semana próxima, para ver cómo evoluciona y cómo se puede ir incorporando poco a poco a sus estudios, aunque aún no está decidido dónde se llevaran a cabo las sesiones. También señaló que la integración se hará de manera anónima, "fuera de la polémica y los periódicos".

"Mi hija no quiere volver al mismo instituto", apuntó la madre, quien explicó que lo mejor para ella es que cambie a otro centro donde sus compañeros no conozcan sus antecedentes y haga nuevas amistades. "Se hará lo más positivo para ella". En su opinión, que su hija tuviera que repetir curso "no sería lo más grave".

Para López, es buena señal que su hija desee volver a los estudios, aunque duda de si se vio un poco entre la espada y la pared al darse a conocer a la opinión pública su caso. "Esta enfadada porque no quiere salir en los medios de comunicación", aseguró. De hecho esta mañana, a la salida de la reunión en el instituto, la adolescente amenazó con pegar a algunos de los periodistas, que estaban esperando a la puerta, para que no la tomaran imágenes, e incluso llegó a escupir a uno de los fotógrafos.

Asimismo, López dejó claro que aunque parece que el tema de los estudios se va a solucionar poco a poco, aún espera una respuesta del Principado. Según ella, desde que su petición se hiciera pública sólo recibió la llamada de la asistente social municipal que lleva su caso, para interesarse por cómo estaba y si necesitaba ayuda. "Muy bien por que vaya al colegio, pero hay cosas pendientes", alertó. "Hay que solucionar lo de las escapadas", apostilló con relación a las ausencias prolongadas de casa de su hija.

En este sentido, comentó que llevaba tres días sin apenas dormir y comer. "Estoy cansadísima", aseguró. Desde que hizo público su caso, la mujer no dejó de recibir llamadas de medios de comunicación, tanto regional como nacional.